viernes, 23 de septiembre de 2016

la mujer

El concepto musulman sobre las mujeres es que son inferiores... por lo tanto la pedofilia es aceptada, adolescentes de 13 años en adelante se casan con adultos de 40 y tantos por puro interes material en contra de su voluntad.

En cambio... en el Nacional Socialismo hombres y mujeres gozan de los mismos derechos y obligaciones, se complementan perfectamente, conservando los roles respectivos masculino y femenino con nobleza y total entrega a la causa, de acuerdo a unos valores morales y eticos.

14/88 HH SIEG HEIL !
---------------------------------------------------
En mi opinión, el papel de la mujer es de suma importancia en el NS. Es de ella de donde procede la prole que encarnará el futuro y su influencia, por lo tanto, es de gran importancia. Un cordial saludo!
heil hitler--arriba españa

cuando leas el falso diario de Ana Frank y niños con pijamas...

....recuerda quien maneja los hilos . A estas alturas quizas aun no os habeis enterado quien dirige el planeta , es normal , hollywood y una continua falsa propaganda contra los " malvados " perdedores de la segunda guerra mundial , libros a cientos cada año , historidores al servicio del $i$tema os tienen cegados , pero la realidad es que el pueblo judio a traves de la mentira , la sangre , las guerras desde 1945 ; los " buenos " , los que permitieron dos bombas atomicas y el terrorismo aereo sobre ciudades alemanas y de otros paises colaboradores , son estos ... a estas alturas aun no entenderas el porque de la " crisis " economica , crisis que afecto en los años 30 a la Alemania de la muy " democratica " republica de Weimar ( una suerte de ZP o Zarkozy o Bush o Clinton , un memocrata de nuestros tiempos , esto es ) , permitiendo la muerte de un millon de alemanes entre ancianos y niños. Pero eso no importa , pues como no lo cuentan los vencedores pues nunca habra justicia para esos miles y miles de desconocidos que como hoy dia mueren en nombre de la " santa democracia " cuyo hecho indiscutible como nueva religion impuesta y castigada a quien dude de ella con carcel o asesinato por sus perros rabiosos del Mossad , es su llamado Holocausto ( con " H " mayuscula para que se le quede al pueblo bien grabada la mentira en la memoria ) . Leer un poco es culturizarse , y para entender los tiempos actuales habria que recurrir a un libro maldito para estos  " santos " sufridos que se dedican a exterminar a Palestinos o iraquies sin que al resto del mundo le importe un bledo al ser un crimen en nombre de la " santa democracia " . Pues bien , el libro en cuestion es " los protocolos de los Sabios de Sion " que encima tienen la muy poca verguenza de negar que sea real y que sea obra de " antisemitas " ( siempre recurren a este termino cada vez que no les gustan que le destapen ) . Sera todo lo irreal que quieran , pero se esta cumpliendo al pie de la letra y hemos de mentalizarnos de una vez por todas que para cambiar el mundo , hay que cambiar de sistema , de cosmovision y no de politico de turno que trabaja al servicio de ellos . No importa que gane un Obama o un Mcain , un Rajoy o un un Zp , habra hambres , guerras , jovenes muertos por el consentiemiento de la droga , habra manipulacion de alimentos , habra mutaciones geneticas, ruido , contaminacion ...habra en definitiva caos , pues este pueblo que se declara " elegido de dios " usa el engaño y acusa a sus pasados enemigos de lo que ellos realmente son , unos sadicos y sedientos de sangre como su maldito dios  Yhave les exige , sangre , sangre y mas sangre . Planteate por un momento , si vencieron en el 45 los " buenos " , porque hay este mundo de caos , porque la Naturaleza da sus ultimos coletazos , porque la juventud esta desquiciada , es mal educada y egoista , porque se maltratan a los ancianos , niños y animales ...si ganaron los " buenos " y cosntantemente se estan cebando con los " malos " despues de pasados 60 años , porque repito , el mundo esta sumergido en el caos . Porque se permite que cualquier actor millonario , vago y hedonista pueda ser comunista , cuando el comunismo junto a la democracia capitalista sionista ha sido los dos regimenes mas tiranicos y sangrientos jamás conocido por el hombre , porque permiten hablar de mezclas de razas y de culturas cuando eso supone justamente el fin de los pueblos y de las identidades y por ende de la creacion natural de las razas , y ello conseguido con la pobreza y desasatabilizando zonas del planeta con guerras promovidas por el capital . Es hora de tomar conciencia , se avecinan malos tiempos y solo destapando al enemigo y sus planes de control podremos evitar un mayor coas. De no ser asi solo veremos de nuevo guerras entre naciones , guerras raciales ( por obligarnos a convivir culturas dispares entre si ) . Solo  una cosa , el mundo no es dinero y usura , el mundo y el orden ha de estar basado en el respeto a la madre Naturaleza . Salirnos de ella es firmar nuestra sentencia de muerte como estamos viendo . Reflexiona este escrito y si te importa un bledo , sigue a gusto en tu sofa leyendo y viendo lo que ellos quieren que sepas , pero luego no te quejes y seas un niño rabisoso y egoista que se lamenta porque le han quitado el caramelo del capital y del engaño , pues eso indicara que tu eres complice de sus planes .

Masacre de Dresde

El criminal bombardeo de Dresde también conocido como la Masacre de Dresde, se llevó a cabo hacia el final de la Segunda Guerra Mundial por parte de la Royal Air Force (Gran Bretaña) y la Fuerza Aérea de los Estados Unidos. Con esos dos nombres se suele hacer referencia a los cuatro ataques aéreos consecutivos que se realizaron entre el 13 y el 15 de febrero de 1945, apenas doce semanas antes de la capitulación de Alemania.
Bombas incendiarias
Durante los mismos, entraron en acción la increíble cifra de más de mil bombarderos pesados, que dejaron caer sobre la "Florencia del Elba" cerca de 4.000 toneladas de bombas altamente explosivas y dispositivos incendiarios, arrasando gran parte de la ciudad y desencadenando una tormenta de fuego que consumió el centro histórico de la misma.
El segundo ataque, mayormente con bombas incendiarias de termita, se programó para tres horas más tarde de modo tal que los bomberos (que arribarían tambien de otras ciudades para apagar el fuego) resultasen víctimas del ataque. No hubo ninguna oposición en absoluto. Ningún caza alemán y ningún fuego antiaéreo.
Antes del alba, se produjo un tercer ataque con casi 150 mil bombas incendiarias y bidones de fósforo, para activar la horrorosa pira. Los cazas escoltas tenían la instrucción de descender al nivel de los tejados y barrer "blancos de oportunidad". Abrieron fuego sobre masas de gente que atestaban las rutas fuera de Dresden y sobre cualquier cosa visible. Un grupo de niños, del famoso coro de la Iglesia de Kreuzkirche, fue masacrado en la calle del zoológico. Prisioneros de guerra británicos, que habían sido puestos en libertad ya que sus campos de internación estaban ardiendo, fueron ametrallados también.
Ciudad abierta
Dresden era una ciudad de Alemania ubicada a 120 km. del frente del Este y albergaba a 800 mil refugiados que huían del avance soviético de Zhukov. Dresden, la hermosa y culta capital de Sajonia, fue declarada durante la Segunda Guerra Mundial, como ciudad abierta, ciudad blanca, ciudad hospital, es decir, no albergaba tropas, ni poseía fábricas de guerra, ni objetivos militares de ninguna clase. No poseía siquiera artillería antiaérea, pues había sido llevada al frente del Oder.
El número de víctimas varía enormemente en función de la fuente, pero la línea mantenedora de la historia oficial, lo sitúa entre 18.000 y 35.000 muertos. Por su parte, otros sectores, como la revista bimensual The Barnes Review o el historiador revisionista David Irving manejan cifras de hasta por encima de los 200.000 fallecidos.
El bombardeo de Dresde sigue siendo uno de los episodios más infames de la Segunda Guerra Mundial. En la actualidad ya no hay ninguna duda de que la capital sajona no era un objetivo de interés estratégico tal y como aseguran fuentes militares Aliados. Al contrario, el bombardeo fue una represalia desproporcionada e indiscriminada, o incluso si pudo tratarse de un crimen de guerra.
Trasfondo y fines del ataque aéreo
A principios del año 1945, cuando el final de la guerra ya estaba cerca, los aliados acordaron realizar un golpe decisivo en la guerra contra Alemania. Los países occidentales habían alcanzado en noviembre de 1944 el río Rin, el ejército soviético había penetrado a finales de enero en la región del Gran Berlín atravesando el río Óder y por el Sur se disponía a la conquista de Silesia Desde el Este, millones de refugiados llegaban a Alemania Central. Unidades aisladas del ejército alemán intentaban reagruparse de alguna forma a lo largo del variable frente, mientras el ejército soviético se preparaba en febrero y marzo para lanzar el ataque final sobre Berlín. Por el Oeste el proyecto de los Aliados consistía en llegar a la cuenca del Ruhr.
Por aquellas fechas la clara superioridad aérea del ejército aliado se utilizaba para preparar un ataque decisivo que permitiera la ocupación de Alemania. Las ofensivas se desarrollaban en todos los frentes, dirigidas a objetivos militares, de comunicación, administrativos y a lugares esenciales de producción, así como a minar la moral de la población. Con este fin, en los últimos meses de la guerra se llevaron a cabo incontables bombardeos sobre las ciudades alemanas, tanto grandes como pequeñas, hasta dejar algunas de ellas convertidas en escombros.
Durante el verano de 1944, el alto mando aliado ya había barajado la posibilidad de atacar por aire las ciudades del este de Alemania bajo el nombre en clave de Operation Thunderclap, pero el proyecto se había archivado el 16 de agosto. En enero de 1945, la Oficina de Inteligencia británica decidió reabrir la operación, al considerar que el ejército alemán podría cambiar la posición de 42 divisiones en el Frente Oriental. De este modo, la Royal Air Force modificó sus planes y Dresde, junto con Berlín, Chemnitz y Leipzig, se convirtió en un objetivo militar de primer orden.
En la Conferencia de Yalta, que tuvo lugar del 4 al 11 de febrero de 1945, los aliados, a petición de los soviéticos, acordaron llevar a cabo nuevos ataques aéreos en la zona oriental y por lo tanto sobre Dresde. Tenían que acabar con un nudo de comunicaciones y un centro productivo de primer orden situado en la retaguardia del Frente Oriental para impedir en lo posible la reubicación de tropas y la llegada de refuerzos a la vanguardia. Al mismo tiempo, los bombardeos tenían el propósito de evitar que el Ejército Rojo sufriese contraataques que demorasen su avance.
Bombardeo inútil
El informe que la RAF distribuyó a sus pilotos la noche del ataque decía lo siguiente:
"Dresde, la séptima ciudad más grande de Alemania y no mucho menor que Manchester, es también el área urbanizada sin bombardear más extensa que tiene el enemigo. En pleno invierno, con refugiados desplazándose en masa hacia el oeste y tropas que necesitan descanso, los tejados escasean, no sólo para dar cobijo a trabajadores, refugiados y tropas por igual, sino para albergar los servicios administrativos que se han desplazado desde otras zonas. Antaño famosa por sus porcelanas, Dresde se ha convertido en una ciudad industrial de importancia prioritaria. Las intenciones del ataque son golpear al enemigo donde más lo sienta, en la retaguardia de un frente a punto de desmoronarse y enseñar a los rusos cuando lleguen de lo que es capaz el Comando de Bombarderos de la RAF.
Curiosamente, las principales zonas industriales de la periferia, que tenían una extensión enorme, no fueron bombardeadas. Y si, las zonas centrales repletas de civiles inocentes. De acuerdo con Donald Miller, "El trastorno económico habría sido mucho mayor si el Comando de Bombarderos se hubiese fijado como objetivo las áreas del extrarradio donde se concentraba la mayor parte de la capacidad industrial de Dresde". Otros académicos sostienen que, en cualquier caso, "las plantas industriales de Dresde ya no desempeñaban un papel significativo en la industria militar alemana en esta fase de la guerra". En la misma línea, el punto de vista revisionista reconoce que gran parte de las industrias estaban alejadas de la zona que fue bombardeada y que no constituía de ningún modo un objetivo "industrial, estratégico o militar de primer orden"-
Cronología de la masacre
Ataques anteriores a febrero de 1945
Desde marzo de 1944 los aliados fueron obteniendo progresivamente la superioridad en el espacio aéreo alemán así como sobre las zonas conquistadas del país. Desde la primavera de 1944 las alarmas aéreas eran cada vez más frecuentes en Dresde.
El 24 de agosto de 1944 se realizó un primer bombardeo destinado a la industria de Freital, la zona industrial de Dresden-Gittersee y Freital–Birkigt. Una de las bombas cayó sobre Dresden-Coschütz. Como resultado del ataque murió un número indeterminado de personas, el periódico Sächsische Zeitung hablaba de 241 muertos.
El 7 de octubre de 1944 treinta bombarderos estadounidenses atacaron con unas 80 toneladas de bombas explosivas la estación de ferrocarril Friedrichstadt. Algunas bombas cayeron en la zona occidental de la ciudad antigua (Altstadt) y murieron 312 hombres.
El 16 de enero de 1945 133 aviones de la fuerza aérea estadounidense lanzaron 279,8 toneladas de bombas explosivas y 41,6 toneladas de bombas incendiarias a lo largo del día nuevamente sobre la estación Friedrichstadt. También cayeron bombas sobre Dresden-Lötbau y Leutewitz. El ataque resultó en 334 muertos.
Las defensas antiaéreas de Dresde estaban seriamente dañadas y a pesar de los crecientes ataques la mayor parte de estas defensas se trasladaron en enero al frente oriental. En el aeropuerto de Dresden-Klotzsche permanecieron 30 cazabombarderos, los cuales además no tenían carburante de reserva.
Arthur Harris, comandante supremo del "British Bomber Command" desde 1942, dio la orden de ataque. Como venía siendo habitual, el ataque nocturno lo realizaba la RAF y el ataque diurno las fuerzas aéreas estadounidenses. La palabra clave del ataque sobre Dresde fue Chevin. Seis escuadrillas de bombarderos despegaron hacia las 17:30 de sus hangares en el sur de Inglaterra, volando por dos rutas hasta llegar a las regiones de Alemania. Al pasar el frente occidental despegaron otros aviones con una ruta diferente cuyo fin consistía en despistar al enemigo.
Ataque nocturno en la madrugada del 13 al 14 de febrero de 1945: primera oleada
El martes de carnaval, 13 de febrero de 1945 hacia las 21:45, sonó en Dresde la alarma antiaérea. Los habitantes de la ciudad se dirigieron a los sótanos de sus casas o bloques de viviendas.
Los ataques empezaron en una noche clara y sin nubes. Hacia las 22:03 el centro de la ciudad se llenó de cascadas de luz o árboles de Navidad (bengalas cuya función era iluminar la zona), dos minutos más tarde se arrojaron bengalas rojas para marcar el primer objetivo, que fue el estadio Heinz-Steyer-Stadion, situado al noroeste de la ciudad. De 22:13 a 22:28 cayeron las primeras bombas. 244 bombarderos británicos, la Unidad Pionier Número 5, destruyeron los tejados de las casas con 529 bombas blockbuster (con capacidad para destruir una manzana entera) y 1800 bombas explosivas e incendiarias, en total unas 900 toneladas. Los aviones bombardearon al sudoeste del punto de marcaje formando un abanico de 45 grados desde la gran curva del río Elba al oeste de la ciudad, la zona industrial de "Ostragehege" y la estación de Ferrocarril principal, en una línea de unos 2,5 km de longitud hacia el sur.
Estos 15 minutos de bombardeo incendiaron unas tres cuartas partes de la Altstadt de Dresde. Con este ataque nocturno la RAF no pretendía destruir lugares o edificios puntuales, al contrario, más bien se pretendía destruir completamente el centro de la ciudad mediante un ataque denominado bombardeo en alfombra.
Ataque nocturno en la madrugada del 13 al 14 de febrero de 1945: segunda oleada
Hacia la 1:23 empezó una segunda oleada de ataques realizado por 529 bombarderos británicos Lancaster. Hasta la 1:54 lanzaron en total 650 000 bombas incendiarias -1500 toneladas- sobre la zona que va desde Löbtau hasta Blasewitz y desde Neustadt hasta Zschertnitz. El incendio monstruoso que siguió al primer ataque sirvió de guía para el segundo ataque, las bombas de este segundo ataque cayeron sobre los campos que rodean el Elba así como sobre el Großer Garten, a donde muchos habitantes de la ciudad se habían dirigido huyendo del incendio del primer ataque así mismo se dañaron varios hospitales, como la clínica de Pfotenhauer y el Diakonissenkrankenhaus. Entre los dos bombardeos destruyó un área de la ciudad de unos 15 kilómetros cuadrados.
El segundo ataque impidió la continuación de operaciones de extinción de incendios, de este modo, los incontables incendios rápidamente se unieron en uno solo para formar una tormenta de fuego huracanada. La tormenta destruyó las arterias principales de la ciudad, las fortísimas temperaturas que se alcanzaron derritieron el vidrio y el metal. El remolino creado por el monstruoso consumo de oxígeno succionó hacia su interior a todo lo que encontraba incluyendo todo tipo de objetos y personas. Los hombres murieron calcinados, de shock térmico o de sobrepresión, o bien, asfixiados en los refugios por los gases de la combustión o la falta de oxígeno. El que pudo salir corriendo a la superficie se exponía a la tormenta de fuego así como a las bombas retardadas existentes que continuaban explotando.
La organización de defensa aérea, tras el primer ataque de 1944, se había ocupado de que las bodegas y refugios de las casas quedaran conectados a través de sus muros. Según testigos presenciales algunos pudieron ponerse a salvo mediante estos pasos llegando a zonas de la ciudad donde el ataque había sido menor, otros a través del laberinto de bodegas y por debajo de la Altstadt consiguieron llegar a la ribera del río Elba. A muchos, por el contrario, les alcanzaron los gases tóxicos del incendio y murieron asfixiados; en el caos, las familias se separaron. Los supervivientes, que resistieron en las bodegas o bien consiguieron encontrar una forma de salir, quedaron traumatizados para el resto de sus vidas.
Miles de personas huyeron a zonas de la ciudad no tan bombardeadas o no bombardeadas como Mockritz, Leuben, Blasewitz, Pieschen, Löbtau o los alrededores. Edificios oficiales como las oficinas de la NSDAP, hoteles y escuelas se utilizaron como centros de acogida provisionales. Solo en los cinco centros de acogida de Dresde-Plauen hasta mediados de marzo se registraron 16.000 refugiados. Las autoridades enviaron a muchos de los refugiados bombardeados a los pueblos de las cercanías.
Ataque diurno del 14 de febrero de 1945
A los ataques nocturnos les siguió un ataque diurno que tuvo lugar de 12:17 a 12:27 del día 14 de febrero, ataque que fue realizado por 311 bombarderos B-17 escoltados por 5 cazas de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos. Con peor tiempo atmosférico y usando el radar volvieron a lanzar sobre la ciudad 1800 bombas explosivas y 136.800 bombas incendiarias. Los objetivos de este ataque eran una vez más la estación de Friedrichstadt y sus talleres de mantenimiento. Las bombas también cayeron sobre el hospital de esa zona y zonas circundantes de la ciudad.
Ataque diurno del 15 de febrero de 1945
El 15 de febrero hacia las 10:15 se desplomó la Iglesia de Nuestra Señora (Frauenkirche) que había ardido completamente. De 11:51 a 12:01 aún hubo otro ataque aéreo realizado por 211 B17 estadounidenses. Con peor visibilidad arrojaron 460 bombas diseminadas en diversas zonas entre Meißen y Pirna.
En Neustadt in Sachsen, a 35 km de Dresde, cayó una lluvia de cenizas. Algunos incendios continuaron ardiendo cuatro días más. Durante los días siguientes se recogieron los cadáveres con camiones y carros por toda la ciudad y agrupados en las plazas donde se apilaron a miles para proceder a su identificación. Sin embargo la mayor parte de los muertos no pudo ser identificada. Por temor a un posible epidemia el 25 de febrero se incineraron 3.865 cuerpos en la actual plaza del mercado viejo (Altmarkt Platz) y posteriormente en el crematorio de Tolkewitz.
Hasta el 17 de abril se enterraron en el cementerio de Heidefriedhof unos 25.000 muertos. El Gobernador ordenó que determinadas zonas de la ciudad fueran cercadas y declaradas zona catastrófica.
Siete días
Dresde ardió durante siete días, de acuerdo al diario de un prisionero de guerra inglés que se hallaba allí. Durante varios días después del ataque, Dresde se mantuvo cubierta por una niebla de humo y hollín. Y una constante lluvia de cenizas, húmedas y negras, cayó sobre la campiña circundante.
De toda la provincia partieron inmediatamente convoyes transportando provisiones. En la ciudad los esperaban escenas increíblemente macabras. Dos trenes, repletos de niños evacuados, habían recibido impactos directos. Los cuerpos de los pequeños se hallaban apilados, en montículos, en el patio de la estación. Seiscientos refugiados, que habían buscado cobertura en el sótano abovedado de la estación, resultaron muertos. Cien de ellos murieron quemados vivos por las bombas incendiarias y el resto pereció asfixiado por las emanaciones y el humo.
De los 19 hospitales más importantes de Dresde, 16 resultaron dañados y 3 totalmente destruídos. En la escuela de Vitzhum, que estaba siendo usada como hospital de emergencia, sólo 200 de los 500 pacientes resultaron evacuados a tiempo. Los 300 sin evacuar murieron en sus lechos. En la maternidad de Johannstadt resultaron muertas 200 personas, pero sufrieron tantas y tan horribles mutilaciones que sólo 138 pudieron ser identificadas. Muchas de las víctimas estaban tan achicharradas y carbonizadas que, literalmente, hubo que despegarlas del asfalto derretido y palear sus restos. Muchos cuerpos habían quedado reducidos por el fuego a menos de la mitad de su tamaño normal.
Otros ataques contra Dresde hasta el final de la Guerra
El 2 de marzo 455 bombarderos B-17 bajo las órdenes de las Fuerzas Aéreas de EEUU sobrevolaron la planta de licuefacción directa Hydrierwerk Schwarzheide, pero se desviaron y atacaron Dresde en su lugar. Desde las 10:27 cayeron 940,3 toneladas de bombas explosivas y 140,5 de bombas incendiarias en vías de ferrocarril de Friedrichstadt y Neustadt así como en los edificios colindantes.
Werner von Gilsa, después del ataque de febrero y como continuación de Friedrich-Wilhelm Liegmann, había tomado el poder del Comando Dresde en la denominada Fortaleza de Dresde. Su mando se desarrolló en el palacio Taschenberg (Altstadt), para pasar finalmente a Albertstadt. Puso a disposición de los afectados por el bombardeo los almacenes de alimentos así como los medios sanitarios de las líneas aéreas de Dresden-Nickern. Redirigió y desvió las diferentes tropas y refugiados que pasaban por la ciudad; así mismo los soldados que estaban de permiso y heridos leves fueron llamados para formar nuevas tropas.
El 10 de abril el Jefe de Distrito Mutschmann ordenó la construcción de locales para los escolares. En la terraza de Brühl se construyeron refugios.
La flota aérea de EEUU sobrevoló nuevamente Dresde el 17 de abril con 572 aparatos, siendo este el último ataque a la ciudad. En la zona de la estación se arrojaron 1526,4 toneladas de bombas explosivas y 164,5 toneladas de bombas incendiarias, sobre una zona industrial no mencionada se arrojaron 28 toneladas de bombas explosivas. Con motivo de este bombardeo la circulación ferroviaria a través de Dresde quedó seriamente dañada.
El 23 de abril la Royal Air Force arrojó 40.000 hojas de propaganda sobre la ciudad (en total se arrojaron 10 millones), hojas que ya circulaban desde el frente. El 2 de mayo capituló Berlín. Gilsa disolvió la zona de defensa de Dresde y comenzó su evacuación. Como consecuencia grupos diseminados iniciaron la defensa de la ciudad destruida hasta su rendición el 8 de mayo de 1945. Ese último día de guerra el Ejército Rojo conquistó totalmente la ciudad.
Balance material
El centro de Dresde, densamente poblado, constaba principalmente de edificios del Renacimiento, del Barroco y superficies de uso mixto comercial-residencial creadas en tiempos de la Gründerzeit siguiendo un tipo de planificación urbanística medieval. Por aquel entonces, era usual que se estableciesen fábricas en los patios traseros de las viviendas, o bien que se agrupasen en complejos más grandes directamente junto a las casas.
La Altstadt ardió completamente en su mayor parte; en algunos casos permanecieron en pie algunos edificios terriblemente dañados. La Seevorstadt, Johannstadt y la parte oriental de Südvorstadt quedaron en su mayor parte destrozadas. Del mismo modo, también resultaron destruidos los núcleos poblacionales primitivos y los edificios históricos de las localidades de Mickten, Strehlen y Gruna. A esto hay que añadir los graves daños que sufrieron Reick, Friedrichstadt, Plauen, Zschertnitz y la Neustadt, así como los incendios que se produjeron en Prohlis. Entre las calles Schandauer y Bodenbacher Straße quedaron completamente destruidas casi 800 casas con cerca de 7.000 viviendas, fábricas y talleres.[14] Hubo daños de diversa magnitud en hileras de casas aisladas en Hechviertel, Pieschen, Niedersedlitz y Albertstadt. La densamente poblada Äußere Neustadt permaneció en gran medida indemne, por lo que en la actualidad se da la circunstancia de que muchos edificios de la Neustadt ("ciudad nueva") son en realidad más antiguos que muchos de la Altstadt ("ciudad vieja").
El ataque aéreo destruyó muchos monumentos irremplazables del Barroco tardío de la "Florencia del Elba", entre otros la Semperoper, la Frauenkirche, el palacio, la Iglesia de Santa Sofía o "Sophienkirche" y el Zwinger. Las autoridades civiles de la República Democrática Alemana ignoraron en gran medida el diseño urbanístico previo de la ciudad y mandaron demoler muchos edificios quemados (entre otros, la Sophienkirche, la Große Meißner Straße y el Sekundogenitur). También mantuvieron ruinas y montañas de escombros como "monumento" (Frauenkirche, Kurländer Palais), reforzando con ello aún más la impresión de destrucción absoluta del centro de la ciudad.
A pesar de que los ataques nocturnos no apuntaban directamente a las fábricas de armamento de Dresde, destruyeron el 70% del tejido industrial de la ciudad y dañaron enormemente las infraestructuras necesarias para su funcionamiento, como el gas, el agua o la electricidad. Los posteriores ataques diurnos de la USAAF fueron poco precisos debido a la baja visibilidad. En las zonas habitadas, sobre un total de 222.000 viviendas, hasta mayo de 1945 resultaron totalmente destruidas entre 60.000 y 75.000, incluyendo mobiliario. Otras 18.000 estaban seriamente dañadas y unas 81.000 habían sufrido daños de poca consideración. El 30% de los locales de venta al por menor quedaron totalmente inutilizados, entre ellos 3 grandes almacenes en la Altstadt y los mercados de Weißeritzstraße, Antonsplatz y la Innere Neustadt, donde se concentraba el comercio de frutas y verduras.
La circulación quedó totalmente paralizada tras el 13 de febrero. Las catenarias quedaron destruidas en un 75% y las calles estaban llenas de escombros y cráteres causados por el impacto directo de bombas (la Concejalía de Obras Públicas de la ciudad contabilizó hasta 1.100). Todos los puentes sobre el Elba resultaron afectados. El centro de la ciudad, importante nudo de la circulación, quedó intransitable. Los trabajadores y las autoridades tenían atravesar a pie la escombrera en que se había convertido la ciudad vieja. La circulación ferroviaria pudo ponerse en funcionamiento de modo provisional dos semanas más tarde. El transporte de tropas llegó incluso a reanudarse a los pocos días, pues las vías de recorridos largos que atravesaban Dresde permanecieron prácticamente intactas hasta el bombardeo del 2 de marzo de 1945.
La mayor parte de las fábricas tuvieron que parar su producción, bien por estar destruidas o muy dañadas, bien porque muchos de sus trabajadores habían muerto o bien porque no podían llegar de ninguna manera hasta sus puestos de trabajo. Según un comunicado (a la postre el último) del SS- und Polizeiführer del Elba del 15 de marzo de 1945, sólo había seis fábricas en toda la ciudad con capacidad para continuar su producción con un volumen indeterminado. El matadero de Ostragehege reanudó su trabajo el 19 de febrero. La panadería y carnicería de Rosenstraße, a finales de marzo.
En el centro de la ciudad, en el distrito cuarto, se contabilizaban en marzo de 1945 todavía 4.000 habitantes. La parte norte de Striesen acogió a miles de refugiados. A pesar de que se abrieron los almacenes de víveres, estos pronto resultaron escasos y no se podía ni siquiera imprimir la tarjetas de racionamiento. A las personas que no tenían a su disposición medios para cocinar se les remitió a partir del 10 de abril de 1945 a cocinas colectivas. Resultó imposible volver a poner en marcha la administración, dado que los edificios o estaban destruidos o quemados; muchos funcionarios habían huido o muerto. Según el Gauleiter Mutschmann, la ciudad ya no se encontraba en disposición de llevar a cabo sus tareas administrativas. Debido a falta de personal, se encargó este trabajo a otros funcionarios de provenientes de toda Sajonia.
Balance de víctimas
Desde el fin de la guerra el número de fallecidos en el bombardeo de Dresde ha sido objeto de constante revisión por parte de la comunidad académica. Las cifras exactas son difíciles de determinar. Los cálculos cuentan con la dificultad añadida de que, la ciudad, que en 1939 tenía una población de 642.000 habitantes, estaba en el momento del bombardeo atestada con cerca de 200.000 refugiados y miles de soldados heridos.
El nacionalismo alemán defiende la cifra del cuarto de millón de muertos, como en el artículo de Thomas Brehl, político y cofundador de la organización Kampfbund Deutscher Sozialisten. Esta es una cantidad superior inclusive a las de otros bombardeos aliados contra ciudades del Eje, como Tokio (100.000 muertos) o el Bombardeo de Hamburgo (Operación Gomorra) de casi 40.000 muertos.
Primeras estimaciones
Las primeras informaciones que se publicaron en los medios, se hacían eco de cantidades de seis cifras. El periódico sueco Svenska Morgenbladet apuntaba el 17 de febrero de 1945 "por encima de los 100.000" y el 27 de febrero a "cerca de los 200.000" muertos. En 1948, el Comité Internacional de la Cruz Roja mencionaba 275.000 cuerpos "identificados" en la región de Dresde. En 1951, Axel Rodenberger hablaba de entre 350.000 y 400.000 muertos. F.J.P. Veale escribió en 1955 en Advance to Barbarism que el número estaba entre los 300.000 y los 500.000. El británico David Irving calculó en 1963, en su libro "La destrucción de Dresde", entre 135.000 y 250.000; Hans Dollinger en 1973, 250.000; y Rolf Hochhuth en 1974, 202.000.
El Süddeutsche Zeitung hablaba en 1975 de 135.000 y Die Welt de "250.000 o incluso 400.000" fallecidos. El antiguo oficial del alto mando de Dresde Eberhard Matthes afirmaba ya entrada la década de los 90 que el 30 de abril de 1945 tuvo lugar en su presencia una conversación telefónica con Adolf Hitler a petición de este, en la que se informó al Führer de 3.500 cadáveres identificados, 50.000 identificables y 168.000 inidentificables.
Consecuencias para el desenlace de la Guerra por parte de los Aliados
Entre algunos aliados occientales, los area bombings nocturnos en los últimos meses de la guerra eran controvertidos. Sobre todo tras los bombardeos de febrero de Dresde, los dirigentes militares de EEUU pidieron a los británicos que cesaran este tipo de ataques. La Royal Air Force, sin embargo, había sido específicamente equipada y entrenada para los bombardeos de superficie.
El 28 de marzo de 1945, Winston Churchill tomó en consideración la suspensión de los ataques contra las ciudades alemanas y se distanció de ellos redactando un telegrama dirigido al General Ismay y a los jefes del estado mayor británico que no llegó a enviar:
"Pienso que ha llegado el momento de replantearse la cuestión de bombardear las ciudades alemanas con el mero propósito de propagar el terror o bajo otros pretextos. De lo contrario, al final sólo controlaremos un país completamente arrasado... La destrucción de Dresde pone seriamente en entredicho la conducta de los aliados en lo referente a bombardeos. El Secretario de Exteriores me ha hablado de este tema y percibó la necesidad de una concentración más precisa en objetivos militares, tales como combustible y comunicaciones en la retaguardia de la zona donde se esté combatiendo, en lugar de meros actos de terror y destrucción gratuita, por impresionantes que éstos puedan parecer.
Pero en el telegrama que finalmente sí envió, Churchill hacía hincapié en que seguir destruyendo zonas residenciales y similares era contrario a los intereses de Gran Bretaña tras la guerra.[23]
Asi, Churchill reconocía que eran concientes que bombardeaban zonas civiles.
Propaganda
El comunista Walter Weidauer, primer alcalde de Dresde en la postguerra, describió en 1946 los ataques como una catástrofe evitable pero provocada por "los fascistas alemanes". Tres años después, acusó a las potencias occidentales en términos de "únicos culpables del bombardeo criminal de Dresde sin ninguna necesidad militar".
Desde 1949, la propaganda comunista de la RDA acusó a los aliados de querer dejar a la Unión Soviética una Alemania Oriental innecesariamente destruida. Como si Alemania Oriental fuese de pertencia soviética...
Carnicería
La revista Das Reich ("El Imperio") el 4 de marzo de 1945 en el artículo "Der Tod von Dresden" ("La muerte de Dresde") afirma: "En la medianoche apareció en el cielo al rojo vivo del valle del Elba una segunda flota aérea británica que con bombas altamente explosivas y con su armamento de a bordo causó una carnicería sobre la muchedumbre que estaba en las zonas verdes, tal como podría haberlo inventado la imaginación de un Ilia Ehrenburg."
Actualmente los historiadores discuten extensa y públicamente acerca de los aspectos militares y éticos de la guerra aérea y sobre las relaciones de éstos entre sí. Por un lado, se cuestiona si el bombardeo moral (moral bombing) junto con la caída de millones de panfletos podría producir una brecha entre el pueblo y los dirigentes y romper la moral de combate de los alemanes, o por el contrario los ataques aéreos de los últimos meses de guerra tuvieron más bien el efecto contrario. Por otro lado, se analiza si la guerra aérea en los últimos meses de guerra se dirigió sobre todo hacia objetivos militares principales.
Frecuentemente se considera que los ataques aéreos sobre Dresde son un ejemplo importante de conducta militar incorrecta de los Aliados, quienes a partir de 1945 se habrían aplicado principalmente contra la población civil y ya no eran decisivos para el final de la guerra. Como indicios de ello cabe citar los proyectos para dar un golpe de aniquilación, y la elección de centros urbanos muy densamente poblados y que no tenían grandes industrias. Se duda de que los ataques se dirigieran a las infraestructuras militares prinicipales de Dresde. Justamente lo contrario indicaban los lugares donde cayeron marcadores de objetivos, la caída nocturna de bombas incendiarias en la Altstadt y la circunstancia de que los aeropuertos, las fábricas y los cuarteles del norte de la ciudad resultaron mucho menos dañados. Además se alega que Dresde carecía de interés militar y de defensas.
Se afirma que entonces la puntería de la caída de bombas era todavía imprecisa porque faltaba la técnica del radar para objetivos y dependía del tiempo atmosférico. Precisamente la baja tasa de aciertos en objetivos puntuales fue en 1943 motivo para intensificar los bombardeos por zonas (area bombings). Por otra parte, la RAF tuvo que llevar al frente occidental nuevos equipos de radar para aumentar la puntería, y con ello favorecer el avance de las tropas de tierra aliadas.
La adecuación y la justificación ética de la estrategia aliada de guerra aérea fueron polémicas en Gran Bretaña ya desde el principio. El obispo anglicano George Bell declaró en la Cámara Alta en febrero de 1943, de manera vehemente y repetida, que los bombardeos de ciudades por los británicos infringían las leyes internacionales, amenazaban los fundamentos éticos de la civilización occidental y destruían las posibilidades de una futura reconciliación con los alemanes. Con él sólo se alinearon algunos representantes laboristas en la Cámara de los Comunes, que se opusieron a los bombardeos de área.
Autores como Alexander McKee (corresponsal de guerra británico) y Kurt Vonnegut (entonces prisionero de guerra americano) han publicado informes sobre su experiencia de los ataques aéreos sobre Dresde, sin dar una valoración concluyente. Vonnegut era joven cuando sobrevivió a ellos e incluyó sus recuerdos su novela Slaughterhouse Five (literalmente Matadero Cinco), que tituló así por el matadero y establo municipal donde había estado preso, que estaba situado en la zona industrial de Ostragehege, en Dresde.
El historiador Jörg Friedrich, en su libro El incendio (2002), ha dado especial importancia al punto de vista de las personas afectadas. Para él los bombardeos de muchas ciudades alemanas carecían militarmente de sentido sólo en los últimos meses de la guerra, y no apuntaron deliberadamente a una exterminación de masas. Frederick inició con ello un nuevo debate, que continúa hasta hoy día, sobre la guerra aérea en Gran Bretaña y Alemania. También los revisionistas de la historia se refieren a su libro.
Para el historiador Michael Schröders, los ataques deberían ser considerados y perseguidos como crímenes de guerra, según la ley internacional de la guerra válida en aquel tiempo –igual que la mayoría de los bombardeos de ciudades-. Y esto porque la disposición de La Haya de 1907 prohibió a los países signatarios, entre ellos Gran Bretaña y Alemania, la selección de objetivos civiles, incluidos los centros de las ciudades.
También el filósofo británico A. C. Grayling, en su libro Among the Dead Cities (Entre las Ciudades Muertas) llega al resultado de que el bombardeo de área de la RAF tendría, al igual que las bombas nucleares americanas sobre Hiroshima y Nagasaki, un valor estratégico militar irrelevante, por lo cual, tanto legal como éticamente serían actos criminales.
El hecho de que Arthur Harris, a diferencia de otros militares de alto rango de Gran Bretaña, no recibiera ningún honor oficial, y sólo tardíamente fuera elevado a la nobleza, se interpreta por algunos como una indicación de que Winston Churchill se había distanciado de su "bombardero", aunque había sido el propio Churchill quien decidió el bombardeo de área...
Conmemoraciones
Religiosas
El 13 de febrero de cada año tienen lugar actos conmemorativos en Dresde. En el primer aniversario de la devastación, hacia las diez de la noche, dos jóvenes estudiantes escalaron la torre de la Iglesia de la Cruz y tocaron las campanas. Desde entonces, cada 13 de febrero se tocan las campanas de todas las iglesias de Dresde, aproximadamente a las diez menos cuarto de la noche, que fue cuando entonces sonaron las alarmas aéreas. En 1995, con motivo del 50º aniversario de los ataques, se tocó una sinfonía de campanas en la cual intervinieron todas las campanas de Dresde.
Ya inmediatamente después del final de la guerra, la congregación anglicana de Coventry (Inglaterra), se puso en contacto con Dresde. En 1956 comenzó la cooperación entre ambas ciudades. En 2002 los invitados de Coventry visitaron a sus compañeros de Dresde, bajo el lema "Construir puentes – Vivir la reconcilicación". La reunión tuvo lugar en Dresde, en las obras de la Frauenkirche, cuya reconstrucción había comenzado en 1990.
Mientras tanto, se reconstruye a su estado original, con la ayuda de importantes aportaciones de fondos procedentes sobre todo de asociaciones británicas y alemanas, cuyo objetivo es la reconciliación.
Políticas
Ya desde 1946 hubo en Dresde (antes que en otras ciudades alemanas) actos políticos conmemorativos, con regularidad. La conmemoración oficial de los muertos por el bombardeo experimentó desde el final de la guerra una serie de cambios esenciales.
En primer lugar, se habló de una "devastación de Dresde provocada conscientemente por los criminales fascistas...", y se declaró que "la debilidad política del pueblo alemán tiene la culpa de esta guerra..." Según instrucciones de la administración militar soviética, había que evitar dar un carácter de luto a los acontecimientos conmemorativos.
Durante la Guerra Fría, en la década de 1950, el asunto de los ataques aéreos fue cada vez más utilizado propagandísticamente contra los Aliados occidentales. En un recuerdo oficial de toda la RDA para los muertos de Dresde, se retiró la cuestión de la culpabilidad de los alemanes. Según las declaraciones más destacadas de los políticos, no había en Dresde ningún objetivo militar, y por tanto los bombardeos no sólo no habrían tenido ninguna importancia estratégica para el final de la guerra, sino que habían sido bárbaros e inciviles. De vez en cuando se decía incluso que los Aliados habían destruido Dresde deliberadamente, a fin que la ciudad no quedara en manos de la Unión Soviética. Además, por primera vez se volvió a emplear la expresión acuñada por Goebbels de "los aerogángsters angloamericanos".
En 1990 David Irving se encontró durante un acto en Dresde con 500 participantes que estaban de acuerdo con él. Por el contrario Helmut Schnatz, durante la presentación de su libro que critica la leyenda de los vuelos rasantes, fue molestado por habitantes furiosos de Dresde furiosos.
Nacionalistas y marxistas
Pancarta del partido nacionalista NPD, en la cual se lee "¡Nunca más el terror de las bombas!", el 13 de febrero de 2005 en Dresde.
Contramanifestación en febrero de 2006 con banderas soviéticas, estadounidenses, británicas e israelíes a favor del criminal bombardeo. La pancarta azul dice: "Todo lo bueno viene de arriba", en referencia a las bombas arrojadas por los aviones aliados.Desde 1998 está aumentando cada vez más el número de nacionalistas que participan en los actos conmemorativos anuales de Dresde. En 1998, unas decenas de jóvenes neonazis intentaron entrar en la Frauenkirche pero fueron rodeados por la policía, y cantaron entonces canciones de protesta. En el año siguiente hubo ya varios cientos, que se mezclaron con los ciudadanos de Dresde y pusieron numerosas coronas decoradas con los símbolos y colores nacionales alemanes en las vallas de las obras de reconstrucción de la Frauenkirche.
En el año 2000, la JLO (una asociación de emigrados de Prusia Oriental, que promueve el retorno de esos territorios a la soberanía alemana) organizó por primera vez una marcha funeral nocturna bajo el lema "Honor a las víctimas del bombardeo terrorista", en la que participaron unas 500 personas, entre ellas Franz Schönhuber, Horst Mahler y Gerd Sudholt.
Entre 2001 y 2004, el número de participantes en estos actos aumentó de 750 a unos 2100. En el año 2005, la organización y registro de esta marcha conmemorativa quedó en manos del NPD (Partido Nacional-Demócrata de Alemania), que se presentó como siendo un frente popular de derechas. El 13 de febrero de 2005, unos 6500 nacionalistas se manifestaron mediante una marcha que duró varias horas por el centro de Dresde.
Este tipo de marchas se consolidó como uno de los más importantes actos habituales del nacionalismo en todo el país desde el comienzo de la República Federal. Sirven no sólo como demostración de fuerza, sino también para ponerse en contacto a diversos grupos. Entre los participantes se encuentran votantes y simpatizantes de todas las edades, tanto de los partidos nacionalistas legales como de asociaciones neonazis, y también de algunos grupos prohibidos. Además, cada vez vienen más personas y organizaciones de otros países europeos y extraeuropeos.
Las marchas siempre son utilizadas como propaganda mediante pancartas y discursos en que se habla del holocausto de los bombardeos. Se declara a Gran Bretaña y a los Estados Unidos especialmente inhumanos y crueles.
Contra esto protestan algunos grupos de marxistas de extrema izquierda (los llamados Autonomen) y de antialemanes con lemas como "Los culpables alemanes no son víctimas", "Ninguna lágrima por Dresde" o "Bombardero Harris, hazlo otra vez". Celebran así, el bombardeo de Dresde.
El 13 de febrero de 2007, unas 1500 personas participaron en la "Marcha Fúnebre" a la que había convocado una "Alianza activa contra el olvido" formada por el JLO (Asociación de Emigrados de Prusia Oriental), el NPD (el principal partido nacionalsocialista de Alemania) y grupos regionales de extrema derecha. Además, esta vez con ocasión del aniversario hubo una "Semana Activa" para hacer olvidar la culpabilidad alemana en la guerra, que incluía entre otros actos una manifestación con luces y un recorrido por la ciudad "en los restos de los ataques".
A causa del temor por el aumento del nacionalismo, la ciudad de Dresde promulga desde hace años una prohibición de manifestaciones los días 13 y 14 de febrero en los alrededores de la Frauenkirche.
Crimen de guerra
El ataque a Dresde ha entrado en la historia como el bombardeo más atroz que jamás haya sido llevado a cabo. Las cifras de muertos no desciende de 250 mil personas. Fue la horrenda magnitud de esta masacre lo que inhibió a los aliados de enjuiciar a los alemanes por haber organizado el "Blitz" sobre Londres. Sin embargo no les pareció así a los soviéticos quienes, en Núremberg, durante el nefasto proceso contra los jerarcas alemanes, demandaron que se acusase a Hermann Goering de haber realizado el bombardeo en Londres. El argumento soviético decía: "Los ataques alemanes fueron la obra de criminales de guerra nazis, quienes hicieron llover la muerte sobre trabajadores inocentes y sobre sus mujeres y niños. Los ataques aliados, por el contrario, fueron llevados a cabo por las fuerzas vengadoras de la democracia a los efectos de hacer salir a las bestias fascistas de sus madrigueras y erradicar al imperialismo y al nazismo".
De esta manera los soviéticos "justificaban" la mundialmente conocida: masacre de Dresde.
Artículo de opinión
(Prólogo de Joaquín Bochaca del libro "La destrucción de Dresde. El verdadero holocausto", de David Irving)
Es un lugar común, de ámbito y vigencia prácticamente universal, que cuando se alude a grandes desastres sufridos por las poblaciones civiles en el transcurso de la II Guerra Mundial, inmediatamente, en el subconsciente de la gran mayoría de las gentes, se recuerdan los nombres de las dos ciudades japonesas, Hiroshima y Nagasaki, que fueron blancos inocentes, gratuitos y estúpidos de las bombas atómicas que mandó lanzar sobre ellas el presidente americano Harry Salomon Schippe Truman (Ver: Bombardeos atómicos sobre Hiroshima y Nagasaki).
Desgraciadamente, los devastadores efectos de los dos criminales bombardeos sobre aquellas ciudades japonesas fueron superados, de una sola tacada, por uno de los personajes más injustamente prestigiosos de la Historia moderna: el Honorable Sir Winston Churchill, que ordenó el bombardeo de Dresde.
En aquella hermosa ciudad de Sajonia, antaño denominada "la Florencia del Norte", el día 13 de febrero de 1945, los aviones Aliados, ingleses y norteamericanos, bombardearon repetidamente la ciudad hasta destruirla por completo. No contentos con ello, el siguiente día, 14 de febrero, los cazas descendieron para ametrallar todo lo que aún se movía; ni los animales del zoológico se libraron de la vesania de los "Cruzados de la Democracia".
Según los cálculos del Jefe de la Policía de la ciudad, hubieron más de un cuarto de millón de muertos, es decir, casi unos cincuenta mil más que en las dos ciudades japonesas víctimas del bombardeo nuclear. Esa cifra fue confirmada por el escritor inglés F. J. P. Veale. En cualquier caso, se hizo muy difícil evaluar el número de muertos ya que, aparte de los civiles —mujeres, ancianos y niños que residían en la ciudad—, no se podrá calcular nunca con cierta exactitud el número de decesos, pues entre los que murieron calcinados hubieron muchísimos civiles recién llegados de los territorios del Este de Alemania que huían ante el avance del Ejército Rojo que cruzaba en esos días las fronteras del Reich a sangre y fuego (Ver: Expulsión de alemanes tras la Segunda Guerra Mundial). Dresde era una ciudad sin ningún objetivo militar digno de mencionar, ni ninguna industria importante que ni remotamente pudiera utilizarse para fines bélicos. Era, prácticamente, una ciudad-hospital, y —por así decirlo— una base de tránsito para el transporte de prisioneros (de hecho fallecieron en el bombardeo cientos de aviadores británicos y norteamericanos que trabajaban en la ciudad) y de civiles evacuados que buscaban refugio en la ciudad ante el avance de las tropas soviéticas.
En realidad, el caso de Dresde sólo es único por su magnitud. Hubo centenares, miles de bombardeos que —aunque calificados por la propaganda bélica británica de "strategical bombing" — no tenían otro objetivo que tratar de minar la moral de la población alemana y forzar, de manera particularmente torticera, la rendición del III Reich.
En el libro que tienes en tus manos, lector amigo, podrás ver, en facsímil, el documento secreto, desclasificado recientemente, dirigido por el General Ismay, de la R.A.F., al Primer Ministro Churchill, desaconsejándole, por inútil, costoso e inhumano, el llamado bombardeo estratégico, que otros ingleses, como el Comodoro del Aire, MacLean y el citado historiador F.J.P. Veale, calificaron de bombardeos "terroristas".
Churchill fue desmentido por sus propios subordinados militares. Y lo más grave, es que la excusa de que el bombardeo de Dresde había sido solicitado por los soviéticos para facilitar su progresión en territorio alemán también fue desmentida por los propios servicios del "Viejo Tío Joe", como llamaban Churchill y su compadre Roosevelt al sanguinario Zar Rojo Stalin
--------------------
link video La destrucción de DRESDE
https://www.youtube.com/watch?v=NXBcJe8YxoY

A muchos no nos engañais ...para que el mundo sepa la Verdad

el ejercito UA-ISRAEL en nombre de un supuesto Holocausto , con una maquinaria como es Hollywood , libros de fantasias para niños con pijamas a rayas y mentiras y mas mentiras a diario cometen genocidios contra otras razas y pueblos PORQUE ESTOS Y COMO DICEN SUS LIBROS ( DEMONIACOS como el Talmud ) SAGRADOS , MATAR O ROBAR A UN GOIM ( EL QUE NO ES JUDIO ) ES UN DEBER .Asi va el mundo ....


matan niños , animales , no les importan nada de nada . Estos son los de los 6 millones de...mentiras . En 1945 vencio el mal absoluto disfrazado de democracia y comunismo ,  sino ¿¿¿ PORQUE EL MUNDO VA TAN MAL ??? . Aun muchos borregos de nuestra sociedad los alaban y odian a quienes tuvieron la oportunidad de traer un mundo en progreso , en paz con todos los pueblos de la tierra , con un orden economico basado en el TRABAJO y no la USURA BANCARIA Y SUS AMOS , que otro grande como fue Jesuscristo denomino RAZA DE VIBORAS.

"La Verdad os hara libres"

SOS Libreria Europa Barcelona - Ayudemos al Camarada Pedro Varela
"La Verdad os hara libres"


por Pedro Varela

Alguien que miente y tiene intención de engañar, necesita manipular el lenguaje, para hacer creer lo contrario de lo que realmente pretende. Si tomamos las cosas como son, se trata de libros, simplemente libros. El poder está persiguiendo libros y a quien los edita o difunde. Lógicamente, si se plantea al público: "Señores, vamos a secuestrar y dejar fuera de circulación miles de libros" por el mero hecho de que son libros editados o difundidos por Pedro Varela, quedarían en evidencia, no solo porque nuestro sistema jurídico impide expresamente una persecución tal del pensamiento, las ideas o la libre expresión, sino porque además, en teoría, la ideología imperante se basa, precisamente, en la libertad de expresión, difusión y comunicación. Previamente, pues, tienen que convertir esta labor de edición y venta de libros en una actividad criminal, como la de quien mata palestinos por el mero hecho de serlo o viola iraquies por haberlos convertido en enemigos de la Humanidad. Para conseguirlo deben contorsionar el sistema jurídico y dar por cierto, precisamente, lo que se haya justamente en discusión. Además, acusan al heterodoxo de lo uno y lo contrario: que es un "genocida" porque niega, revisa o pone en dua aspectos del "holocausto" .

Dificilmente puede acusarse a alguien de promover, defender o apoyar un genocidio histórico, cuando precisamente lo que plantean algunos de los libros de otros autores que distribuye como editor o librero, es que dicho genocidio no tuvo lugar o cuando menos no en la proporción que difunde la propaganda. Y finalmente, se ven obligados a manipular la información, para que llegue al público cuanto menos posible de la realidad, poniendo bajo los focos del escenario aquellos puntos que conviene resaltar para su criminalizació n del contrario.

Qué ha sucedido?
Como sabreis ya por los medios de comunicación, la policía política del régimen de Cataluña ha vuelto a allanar los locales de la Librería Europa, con la excusa, esta vez, de que Ediciones Ojeda publica libros "contrarios a la Comunidad Internacional" (sic). Tras detenerme a las 9.30 de la mañana, una quincena de funcionarios de policía enmascarada a lo Ninja, estuvieron sacando cajas de nuestros locales hasta casi las 5 de la tarde. De allí me condujeron a una celda en prisión donde, tras pasar por la desnudez de rigor, compartí destino con "otros" delincuentes e inmigrantes de las más diversas nacionalidades allí encerrados en celdas dobles, para pasar posteriormente a "tocar el piano" y ser fotografiado de cara y de perfil con el número de "delincuente" correspondiente en grandes caracteres.

Además de secuestrar alrededor de seis mil libros (cuyo valor de venta supera los 120.000 euros) y ocho grandes cajas de documentación, cientos de carpetas y miles de fotos y diapositivas, han confiscado los seis ordenadores de que disponiamos con todas las decenas de libros corregidos, enmaquetados y en proceso final de edición, así como los medios necesarios para contactar con nuestros amigos y clientes.

También se han llevado los 13.000 catálogos que estaban listos para ser enviados a nuestros interesados, así como los 13.000 programas de conferencias que junto con igual cantidad de impresos acababan de salir de la imprenta y no han podido ser pagados. En su ofuscación se han llevado decenas de ampliaciones fotográficas, muchas enmarcadas, con actos de CEDADE de los años setenta y ochenta.

Y para obligarnos a aceptar "su" realidad, se han llevado tambien todas las banderas regionales que adornaban nuestra sala de conferencias. Hubiesen preferido que tuvieramos una bandera negra con la calavera de alta tensión, una gigantesca bandera roja con la cruz gamada y una gigantesca bandera española, a ser posible, con el escudo preconstitucional, el Aguila de San Juan. Pero no teníamos otra cosa, junto a la bandera catalana, que ocho banderas regionales aportadas por los diversos oradores: la bandera de Canarias, la de Navarra, la de Borgoña o San Andres, la de Flandes y la de Dinamarca. Por eso se las han llevado: no entraban en sus esquemas pequeñomentales.

Se han llevado tambien todos nuestros discos duros y todas las copias de seguridad, los ficheros, mis libretas de ahorro personales, las cuentas bancarias y talonarios de Libreria Europa, documentos y contratos personales o empresariales, documentos de constitución de asociaciones y han vaciado los grandes archivadores metálicos sin apenas comprobar el contenido.

AL MENOS CULTURALMENTE PUEDE INTERESAR


IMPORTANTE: AL NO ESTAR TODOS LOS QUE SON, NI SER TODOS LOS QUE ESTAN; NO ES CORRECTO OPINAR QUE CUALQUIER PERSONA SEA INCONVENIENTE POR LLEVAR APELLIDOS, SINO POR SUS ACTOS, SUS TENDENCIAS A COMETER O SU PREDISPOSICION. POR TANTO EXISTEN A MILLONES LAS PERSONAS QUE SIN APELLIDO JUDIO TIENEN ESTAS TENDENCIAS Y TAMBIEN OTRAS QUE CARECEN DE ELLAS AUNQUE PORTEN APELLIDOS JUDIOS.

 

Apellidos judíos: origen y cambios a través de los siglos

¿Por qué me llamo Esther? Porque llevo el nombre de mi bisabuela, que murió antes de nacer yo.
Los judíos azkenazim ponen a sus hijos los nombres de los ascendientes fallecidos. Eso tiene que ver con la creencia en la reencarnación de las almas y con el honor y recuerdo del muerto. Si pudiera seguir mi árbol genealógico, encontraría tatarabuelas llamadas Esther cada tres generaciones.
 Los judíos sefaradim ponen a sus hijos el nombre de los abuelos, que generalmente están vivo. Así en un árbol genealógico sefaradí van a encontrar el mismo nombre una generación por medio.
 Si leen la historia de España uno no sabe a veces quién se murió y quién sigue vivo. ¿Será el abuelo o el nieto? Otras veces encuentran al hijo con el mismo nombre que el padre, pero es una costumbre cristiana que se encuentra entre los judíos sefaradim después que dejaron España, a partir de la inquisición.
 Las "listas de apellidos" del Imperio Austro-Húngaro en general usaron palabras en alemán, muy parecidas al idish. (N.E.: En 1788 se ordenó a los judíos de Galitzia-Austria a tomar apellido).
 SIGNIFICADO DE LOS APELLIDOS JUDIOS
 Hay decenas de miles de apellidos judíos utilizando la combinación de colores, elementos de la naturaleza, oficios, ciudades y características físicas. Un pequeño ejercicio es preguntarnos:
 ¿Cuántos apellidos judíos podemos reconocer con la raíz de las siguientes palabras?
 Colores: Roit, Roth (rojo); Grun, Grien (verde); Wais, Weis (blanco); Schwartz, Swarty (negro); Gelb, Gel (amarillo).
 Panoramas: Berg (montaña); Tal, Thal (valle); Wasser (agua); Feld (campo); Stein (piedra); Stern (estrella).
 Metales: piedras preciosas y sustancias: Gold, Silver, Kupfer, Eisen, Diamant, Rubin, Perl, Glass, Wein (oro, plata, cobre, hierro, diamante, rubí, perla, vidrio, vino).
 Vegetación: Baum, Boim (árbol); Blat (hoja); Blum (flor); Rose (rosa); Holz (madera).
 Características físicas: Shein, Shen (lindo); Lang (alto); Gross, Grois (grande), Klein (pequeño).
 Oficios: Beker (panadero); Schneider (sastre); Schreiber (escribiente) ; Singer (cantor).
 Las palabras se utilizaron en forma simple, combinadas y con el agregado de sílaba como son; hijo, man: hombre, er: que designa lugar, y se agrega preferentemente después al final del nombre de la ciudad. En muchos países hicieron terminar los apellidos al uso del uso del idioma del país como el sufijo "ski" o "sky", "ska" para el caso de mujer, "as", "iak", "shvili", "wicz" o "vich".
 Entonces, con la misma raíz, tenemos por ejemplo: Gold, que deriva en Goldman, Goldanski, Goldanska, Goldas, Goldiak, Goldwicz. La terminación indica qué idioma se hablaba en el país donde se originó el apellido.

APELLIDOS ESPAÑOLES
 Entre los apellidos de judíos españoles es fácil reconocer oficios, designados en árabe o en hebreo, como Amzalag, joyero; Saban, jabonero; Nagar, carpintero; Haddad, herrero; Hakim, médico; profesiones relacionadas con la sinagoga como Hazan, cantor; Melamed, maestro; Dayan, juez; y títulos honorables como Navon, sabio; Moreno, maestro nuestro y Gabay, oficial.
 Es popular el apellido Peres, muchas veces escrito Pérez, con la terminación idiomática española. Pero no es apellido de origen español sino la palabra hebrea que designan los capítulos en que la Torah (los cinco libros de Moisés), se divide para su lectura semanal, a efectos de completar en todo el año la lectura de la Torah.
 Muchos apellidos españoles adquirieron pronunciación azkenazi en Polonia, como ejemplo Castelanksi, Luski (que viene de Huesca, en España). O tomaron como apellido Spanier (español), Fremder (extraño), o Auslander (extranjero) .
 En Italia la inquisición se instauró después que en España, de ahí que hubo también judíos italianos que emigraron a Polonia. Aparece el apellido Italiener y Welsch o Bloch, porque Italia es llamada Wloche en alemán.
 APELLIDOS DERIVADOS DE LA BIBLIA
 Una buena cantidad de apellidos judíos deriva de nombres bíblicos o de ciudades europeas del Asia Menor. Esto muchas veces les hace llevar consigo las huellas del lugar en que se originó. Tomemos como ejemplo de "raíz de apellido" el nombre de Abraham.
 Hijo de Abraham se dice distinto en cada idioma. Abramson, Abraams, Abramchik o Abramescu en alemán u holandés. Abramov o Abramoff en ruso. Abramovici, Abramescu en rumano. Abramski, Abramovski en lenguas eslavas. Abramino en español, Abramelo en italiano. Abramian en armenio, Abrami, Ben Abram en hebreo. Bar Abram en arameo y Abramzadek o Abram pur en persa. Abramshvili en georgiano, Barhum, Barhuni en árabe.
 Los judíos de países árabes también usaron el prefijo ibn. Los cristianos también han tomado sus apellidos con agregados que significan "hijo de".
 Los españoles usan el sufijo "ez", los suecos el sufijo "sen" y los escoceses ponen "Mac" al principio del apellido.
 Los apellidos judíos no tomaron la terminación sueca ni el prefijo escocés. Se puede constatar esas variaciones mirando en la guía telefónica cuantos apellidos hay derivados de Abraham, Isaac y Jacob.
 Hay también apellidos judíos que siguen el nombre de mujeres, pero es menos común. A veces esto sucedía porque las mujeres eran viudas o por alguna razón eran figuras dominantes en la familia.
 Goldin viene de Golda. Hanin de Hana. Perl o Perles de Rivka. Un dato curioso lo presenta el apellido Ginich. La hija del Gaón de Vilna se llamaba Gine y se casó con rabino venido de España. Sus hijos y nietos eran conocidos como los descendientes de Gine y tomaron el apellido Ginich.
 También hay apellidos derivados de iniciales hebreas, como Katz o Kac, que en polaco se pronuncia Katz. Son dos letras en hebreo, K y Z iniciales de las palabras Kohen Zedek, que significa "sacerdote justo".
 APELLIDOS ADQUIRIDOS AL VIAJAR
 En apellidos que derivan de ciudades el origen es claro. Romano, Toledano, Misnki, Kracoviac. Otras veces el apellido muestra el camino que los judíos tomaron en la diáspora. Por ejemplo encontramos en Polonia apellidos como Pedro que es un nombre español.
 ¿Qué indica? Fueron judíos que escaparon de la inquisición española en el siglo XV. En su origen, posiblemente eran sefaradim, pero se mezclaron y adaptaron al medio azkenazi. Muchas abuelas polacas se llaman Sprintze. ¿De dónde viene ese nombre? ¿Qué significa?
 Piensen que en hebreo no se escriben las vocales, así que es un nombre que se escribe en letras hebreas SPRNZ, que en polaco se lee Sprintze, pero como lo leeríamos si le pusiéramos vocales, en español, sería Esperanza, que escrito en hebreo y leído en polaco resultó Sprintze.
 CAMBIOS DE APELLIDOS
 Hay tantas historias en los cambios de apellidos. Durante las conversiones forzosas en España y Portugal muchos judíos se convirtieron adoptando nuevos apellidos, que las parroquias elegían para "cristianos nuevos" como Salvador o Santa Cruz.

Otros tomaron el apellido de sus padrinos cristianos. Más tardes, al huir a Holanda, América o al Imperio Turco, volvieron a la religión judía, sin perder su nuevo apellido. Así aparecieron apellidos como Díaz, Errera, Rocas, Fernández, Silva, Mendes, López o Pereira.
 Otro cambio de apellidos lo causaron las guerras, la gente perdió o quiso perder sus documentos y se "consiguió" un pasaporte con apellido que no denunciara su origen, para cruzar a salvo una frontera o a escapar del servicio militar. A fines del siglo pasado el Zar de Rusia, reclamaba 25 años de servicio militar obligatorio.
 Cuántos inmigrantes huyeron de Rusia y Ucrania con pasaportes cambiados para evitar una vida dedicada al ejercicio del Zar. Otra cuestión es que somos hijos de inmigrantes y muchos apellidos se desfiguraron al cambiar de país y de idioma.
 A veces los empleados de Aduana, otras el mismo inmigrante que no sabía español lo escribían mal. Por eso muchos integrantes de la misma familia tienen apellidos similares en sonidos pero escritos con diferente grafía. Además en Polonia la mujer tenía un apellido diferente al varón, terminaba en "ska" en lugar de "ski" pues indicaba el género.
 El tema da para mucho más.
Por Esther Mostovich de Cukierman (Uruguay)
Publicado originalmente en el SEMANARIO HEBREO de Montevideo-Uruguay

Cómo encontrar apellidos judíos

Para investigar apellidos de origen judío y encontrar familiares perdidos, sobre todo si provienen de Europa Oriental, es ineludible empezar por Jewishgen, sin duda la más completa colección de recursos de genealogía judía y un modelo a seguir para cualquier sitio de genealogía.
 Para quien se inicia en la investigación genealógica, los recursos a conocer y emplear en primer lugar son:
 Family Finder (JGFF): informa de gente que busca determinado apellido o determinado pueblo de origen.
De este modo, sabrá si otra gente en el mundo busca el mismo apellido que usted, y ya habrá localizado un posible familiar.

Family Tree of Jewish People (FTJP): árboles genealógicos ingresados por aportes individuales.
Para usar el Family Finder, debe recordar primero que muchos apellidos judíos se extendían en áreas geográficas muy grandes, por lo que para tener mayores posibilidades de obtener resultados significativos es necesario buscar no sólo por apellido sino también por la región o pueblo (shtetl) de origen de su familia.
 En la pagina principal (home page) de www.jewishgen. org , bajando la pagina (dos veces), bajo el titulo "research" encontrará el JewishGen Family Finder (JGFF).
 Clickeando en entra a la base de datos de búsqueda (search) de apellidos.
Clickeando en entras a la base de datos de búsqueda. Podrá leer las explicaciones o ir directamente  al pie de la página.
Ingrese el apellido biscado  en surname (apellido), seleccione el país de origen en country y clickee .
 Como pueden existir muchas distintas variantes de un mismo apellido, dependiendo no sólo de la región sino también de la época (muchas regiones de Europa Oriental pertenecieron a diferentes países con distintos idiomas, en los que los apellidos se escriben de manera diferente), es de utilidad buscar las variantes de su apellido de la siguiente manera:
 Después de seleccionar el país, en seleccione D-M Soundex (busca todos las formas parecidas de escribirlo), para conocer las distintas maneras de escribir su apellido.

Conociendo el origen de los apellidos judíos de Rusia y Polonia

Los judíos de Rusia y Polonia comenzaron a tener apellido por obligación y no por elección. Sucede que éste bien tan preciado, del que muy pocos desearían prescindir, comenzó a ser adoptado en las personas de esta religión (o cultura) un 9 de diciembre de 1804, cuando un úkase (decreto) del zar ruso estableció que todos los residentes judíos tenían la obligación de adoptar un apellido familiar, el cual debería ser mantenido para siempre, con el propósito de ubicarlos más rápidamente.
 Algo similar sucedió en Polonia en 1821, donde una resolución del gobernador de por aquel entonces, decretó que todos los judíos debían portar obligatoriamente un apellido. Por supuesto, en ambos casos no podrían utilizar los que portaban los nobles, los cristianos y las personas famosas, por lo que los judíos debieron inventar apellidos que tuvieran relación con algunas características de sus vidas…
 Muchos años más tarde, ya en el siglo XX y durante la década del ‘90, el investigador ruso Alexander Beider, quien actualmente se encuentra residiendo en París, confeccionó dos diccionarios de apellidos judíos, para encontrar el origen de la conformación de dichos apellidos. El primero, redactado en 1993, tuvo como objeto de investigación a los judíos que vivieron durante el Imperio Ruso, y el segundo realizado en 1996, a aquellos que vivieron en  el Reino de Polonia.
 Su trabajo se basó en los censos efectuados en Rusia, que incluyeron a más de 50.000 votantes judíos y En Polonia, que incluyeron casi 32.000, durante 1906, 1907 y 1912. Allí pudo encontrar nueve tipos de conformación de estos apellidos:
  1. Por el origen
 Con por ejemplo los descendientes de los sacerdotes, kohanim (Kohen), o de sus ayudantes los levitas (Levi), en el Templo de Jerusalén.
  1. Los rabínicos
 Las familias rabínicas siempre llevaron un muy detallado registro sobre sus familias, por lo que los apellidos solían incluir el nombre de algunos de sus principales referentes
  1. Los toponímicos
Son aquellos que derivan de algún lugar específico, como una región, una ciudad o una villa.
  1. Por nombres masculinos
Aquí se cuentan los que derivan de un nombre masculino muy reconocido durante la época bíblica, (más de una vez están deformados fonéticamente) , como por ejemplo Abraham
  1. Nombres femeninos
 La misma situación anterior, pero con nombres femeninos, o bien de los apodos de las mujeres.
  1. Por los oficios
 Aquí se cuentan aquellos derivados de los oficios que los judíos supieron tener. Generalmente formaban tomando el vocablo que designaba el oficio, y agregándole algunas veces el sufijo nik.
  1. Por las características personales
Por ejemplo Rudyj, que significa pelirrojo.
  1. Inventados
 Son aquellos que fueron creados tomando como base algo que les interesaba, como por ejemplo un animal.
  1. Por acrónimos
 Los mismos fueron formados con abreviaturas de palabras hebreas o ídish.
 Otras variantes
 Además de la tipología establecida por Beider, en algunos casos, también tuvieron un papel las autoridades antisemitas locales asignando como apellido adjetivos peyorativos.
Según la Asociación de Genealogía Judía de Argentina, también se pueden agregar a esta lista aquellos formados por errores, y/o malas interpretaciones del apellido real, y aquellos que se modificaron durante el período del mandato británico en Palestina (y luego en Israel).

Antonio Tejero Molina

http://fotos01.lne.es/2013/10/19/318x200/retiran-subasta.jpg 
Antonio Tejero Molina
--------------------------------------------------------------------
 

Antonio Tejero Molina nació en Alhaurín el Grande, Málaga, España en 1932. Ex teniente coronel de la Guardia Civil. Fue uno de los principales líderes del fallido levantamiento del 23 de febrero de 1981 en España, popularmente conocido como el 23-F.

Historia

Ya había sido procesado en 1979 por un intento de golpe de Estado conocido como Operación Galaxia. Por este hecho fue condenado a siete meses de cárcel.
En una carta abierta al rey Juan Carlos I publicada en el periódico El Imparcial con anterioridad al 23-F argumentó que "...en el proyecto de Constitución hay demasiadas banderas haciendo sombra a la única y en este proyecto no van incluidos algunos valores por los que creemos vale la pena arriesgar nuestras vidas. En él no están nuestros muertos".
La tarde del 23-F, al mando de unos 200 guardias civiles asaltó el Congreso de los Diputados, que en esos momentos celebraba la sesión de investidura como presidente del gobierno de Leopoldo Calvo Sotelo. Secuestró a todos los diputados hasta las 10 de la mañana del 24 de febrero de 1981, cuando se entregó al fracasar el intento de golpe de Estado.
En principio Tejero pensaba apoyar con la toma del Congreso con el objetivo de ayudar al general Alfonso Armada a tomar el poder como presidente de un Gobierno de salvación nacional pero cuando este último le comunicó sus planes de que en dicho gobierno hubiera representantes de todos los partidos (socialistas, comunistas y nacionalistas) , se sublevó contra su superior y continuó actuando por su cuenta
Prisión
Fue procesado y encarcelado, permaneciendo en la prisión de Alcalá de Henares hasta el 3 de diciembre de 1996 en que salió en libertad condicional. Desde el 17 de septiembre de 1993 ya disfrutaba de régimen abierto. En 1982 organizó desde la cárcel un efímero partido político nacionalista para presentarse a las elecciones generales, Solidaridad Española, que desapareció tras éstas debido a sus flojos resultados.
Fue expulsado de la Guardia Civil y actualmente reside entre Madrid, en el municipio de Vélez-Málaga, donde estuvo años destinado y Alhaurín de la Torre, en los últimos tiempos ha escrito cartas al director del diario Melilla Hoy criticando el estatuto de Cataluña.

Ante un hidalgo español

Nuestra revista tuvo ocasión de hablar con el hombre del 23-F al año siguiente de su intento de rectificar los rumbos hispanos. Para aquella fecha, el 15 de enero de 1982, el Teniente Coronel Antonio Tejero Molina se encontraba recluido en un Regimiento de Intendencia situado en las cercanías del pueblo de Alcorcón, en las afueras de Madrid. Luego de presentar nuestra respectiva documentación ante la Policía Militar, y acompañados por uno de ellos, que singularmente no ocultaba su simpatía por el "reo de lesa democracia", fuimos introducidos en una sala en la que se encontraba presente un cierto número de personas, a la espera de poder ver y manifestar su agradecimiento al hombre que juntamente con muchos otros quiso izar las heroicas banderas que, en 1936, se levantaron para hacer a España Una, Grande y Libre.
Así fuimos pasando, uno por uno, en orden de llegada, al encuentro con el hidalgo. Cuando entramos en la pequeña habitación pudimos observar que en una de las paredes se encontraban sendos retratos enmarcados de José Antonio y Francisco Franco. Vaya paradoja, ¿no?, que estos dos Grandes de España no eran olvidados y permanecían presentes en la gratitud y en la prisión de Antonio Tejero, a diferencia de tantos otros que en mejores condiciones, y asentados en Ministerios, Representaciones oficiales y percibiendo abultadas retribuciones por sus "ilustres servicios", reniegan de sus juramentos y de aquel período de la historia de España, del que ellos se aprovecharon y al cual sirvieron.
Y allí, dentro de la austeridad que impone la prisión, se encontraba el hombre, el militar, el español, vistiendo el uniforme de fajina de la Guardia Civil, aquel mismo que hace ya casi un año hizo tambalear con su gesta al régimen de la partidocracia borbónica.
Reproducimos aquí lo más sustancial de aquella charla.

Cabildo: Teniente Coronel, ¿cuál es su opinión sobre el momento político y social que está viviendo España?
Tejero: La actual situación de España es realmente grave, y sin lugar a dudas se está queriendo romper con todo el legado de Franco. Aquello que se alcanzó con esfuerzo y sacrificio, se pretende destruir. La unidad española está siendo quebrada, ya que se otorgan autonomías y libertad de acción a los grupos separatistas. La independencia económica, la justicia social, las fuentes de trabajo, que durante el gobierno del General Franco fueron objetivos logrados, ahora, mediante una política incoherente se están destruyendo: la desocupación es alarmante, y mediante esta situación se crea el campo propicio para que el marxismo coseche sus frutos.
Además, se está intentando desintegrar moralmente a la Nación y a la familia, que es el pilar de una comunidad fuerte y sana. Se ha legalizado el divorcio y se pugna por la ley del aborto, que es bajo todo punto de vista el asesinato de un ser inocente. España actualmente ha superado a Dinamarca en la exportación de filmes pornográficos, cosa que parece insólita pero es así.
Por ser hombres somos imperfectos, y por lo tanto podemos cometer errores, ya sea en nuestra vida privada como en la pública, pero de ahí a hacer del error una norma legal hay un largo trecho. Por medio de la comercializació n del sexo con la pornografía —en todas sus variantes— se está tratando de prostituir a la juventud española.
Cabildo: ¿Cómo considera el futuro ingreso de España al Mercado Común?
Tejero: España ha sido y será un país con caracteres propios y diferentes al resto de Europa, y mientras el gobierno español se esfuerza para que ingresemos al Mercado Común, los camiones con nuestros productos son volcados e incendiado su contenido en territorio francés. No quiero como español que España se convierta en la fregona del Mercado Común. Creo y sé que somos diferentes al resto de Europa; y lo que debería hacer España es proyectarse económica y tecnológicamente hacia Hispanoamérica y buscar allí sus mercados, ya que culturalmente y como hija de España posee nuestra misma sangre, habla nuestra misma lengua y reza a nuestro mismo Dios.
Cabildo: ¿Qué opinión del merece el rey Juan Carlos?
Tejero: Si el rey hubiera engrandecido a España con su accionar, y hubiese cumplido con su palabra dada en el momento de jurar como tal, yo sería en este momento el más ferviente monárquico; hoy no lo puedo ser, dado que aquello no fue.
Cabildo: ¿Cuál es su concepto sobre los actuales políticos españoles?
Tejero: Muchos de ellos ya son y eran conocidos por la posición política adoptada durante y posteriormente a la guerra civil, caso el de Santiago Carrillo, entre otros. Pero existen los que crecieron y escalaron posiciones durante el gobierno del Caudillo, y luego de producida su muerte, juraron por los Principios del Movimiento para renegar de ellos al poco tiempo y desmantelar día a día todo lo alcanzado por los españoles en cuarenta años. Un ejemplo claro es Adolfo Suárez.
Además, el sistema democrático, luego de estos años de vida, muestra de manera muy clara su deficiencia para llevar a España por el camino de la grandeza, ya que en todos los aspectos de la vida política y social cunde el caos. El terrorismo, la desocupación, la delincuencia, son, entre otras cosas, muestra clara de tal ineptitud.
Cabildo: ¿Cuál es su parecer sobre la posición de las Fuerzas Armadas, en relación a la actualidad política española?
Tejero: Siempre generalizando, ya que existen excepciones, los militares que actualmente ocupan los grados de la alta oficialidad, y a pesar de que muchos de ellos combatieron en la guerra civil, y pudieron observar lo que costó con sangre recuperar a España del marxismo, hoy parece que hubieran perdido la memoria, ya que contemporizan con los que están destruyendo a la Nación. Para darle un ejemplo, hace algunos días, un general español, que en su juventud fue miembro de la División Azul. es decir que combatió al marxismo en la Unión Soviética, exclamó en un reportaje: "Un militar no debe mirar al pasado". Yo creo que no sólo el militar, sino un hombre en sí, no puede olvidar el pasado, ya que recibe de éste todo un legado de cosas vividas, que al igual que un pueblo, debe tener presente su historia para poder así proyectarse hacia el futuro. A diferencia de esta postura olvidadiza, la oficialidad joven se encuentra mayormente cohesionada en la fidelidad a los ideales que hicieron de España una gran Nación.
Cabildo: Teniente Coronel, ¿qué experiencia personal recuerda de la guerra civil?
Tejero: Yo era un niño, sólo tenía siete años, pero recuerdo perfectamente las cosas que se decían en mi casa cuando aún los nacionales no habían liberado la región. Recuerdo que mi padre se reunía con sus amigos y escuchaban la radio para obtener noticias sobre la marcha de la guerra; lo hacían con las ventanas y puertas cerradas, tapados con una manta, ya que si eran descubiertos escuchando una emisora nacional, sus vidas corrían peligro.
Todos los días nos enterábamos de que la checa se había llevado a algún vecino; nunca lo volvíamos a ver. Todos sabían que en cualquier momento podían correr la misma suerte, es decir, ser arrancados de su hogar durante la noche y recibir un tiro en la nuca. Ése era el clima de la España roja, y el que queremos que nunca se repita.
Cabildo: ¿Cómo ve el futuro de España?
Tejero: España triunfará. Aunque el camino se torne difícil, todos los obstáculos serán superados. Poseo la total seguridad de que todavía existen españoles que están dispuestos a luchar por ello, y hacer que la Patria surja plenamente.

Queremos hacer notar algo que nos llegó hondamente: en un momento dado nuestra conversación se vio interrumpida debido a que se escuchó el toque del clarín, que anunciaba en el cuartel el arrío diario del pabellón nacional, y aquel hombre se puso de pie, abrió de par en par la pequeña ventana de su habitación, y a través de las rejas que la cubrían saludó militarmente a la bandera de España, a su bandera. Era la misma que había ondeado en la Reconquista, en América, en África, en Flandes, en las guerras contra el invasor francés, en la Cruzada de 1936, en Rusia vestida de azul, y la que ondeó durante cuarenta años dando paz, orden y trabajo a los españoles. No era la de hoy, que ya no luce el águila imperial, ni yugo, ni flechas, y sí en cambio una corona borbónica munida de escudo, que representa la España quebrada, la del camaleonismo democrático comprometido con mezquinos intereses económicos y de partido.
Y así, mientras el diputado del Partido Socialista Obrero, Enrique Múgica calificó en una declaración pública que "los guardias civiles que ocuparon el Congreso, son gente sin honor", Antonio Tejero Molina, que sin lugar a dudas posee un muy diferente honor al del señor diputado, espera sereno y seguro de haber cumplido con el deber de español y de militar, el momento del juicio al que será sometido.
No en la España borbonizada, pero sí en la historia de la España Heroica, Antonio Tejero Molina ocupará su sitial de honor, ya que en sus venas corre la sangre reencarnada de Pelayo, del Cid, de Isabel y Fernando, de Lope, de Cervantes, de José Antonio, y de tantos otros hombres y mujeres que hicieron de España la gran evangelizadora, la madre de un nuevo mundo, señora en Letras y patrona en Santos.
Ésta es la Patria por la cual palpitan muchos corazones, y por la que un 23 de febrero de 1981 hidalgos españoles, en parangón del Quijote, se lanzaron a la calle a gritar ¡basta!