miércoles, 19 de agosto de 2015

El mito del Ancestro Negroide en la Raza Aria

Pretender que fueron los Africanos quienes poblaron la Tierra cuando han sido las frías tierras de Euroasia las que primeramente fueron colonizadas, resulta sencillamente demencial y risible. Porque esos supuestos colonizadores africanos habrían dado media vuelta en cuanto se hubieran topado con la primera nevada. Y para establecer esta conclusión no se requiere de talentos ni de estudios especiales; basta, simplemente, con aplicar el sentido común: en un país como España en el que, a mucha menor escala, se dan los mismos contrastes climáticos que puedan existir entre África y Europa, es perfectamente conocido que las gentes del Sur de la Península aborrecen el clima del Norte para vivir durante todo el año, con parecida hostilidad a la que evidenciamos los habitantes del Norte ante la posibilidad, siquiera sea remota, de tener que residir en las regiones andaluza y levantina. Y si esto es así cuando existen unos contrastes climáticos moderados, imagínese lo que será cuando la disyuntiva se plantea entre el norte de Europa y las inhabitables regiones de África de las que los antropólogos contemporáneos pretenden hacernos descendientes.

Si hubieran sido los africanos los padres de la Humanidad, bien puede afirmarse que las zonas cálidas de la Tierra serían las únicas pobladas. Y que el hombre no se habría extendido mucho más allá de África y, en la hipótesis más optimista, del sur de Euroasia. Porque -y con ello vuelvo a retomar el hilo de mi argumentación- es notorio y manifiesto que el africano es el pueblo menos viajero del planeta. Tan poco viajero que hasta la fecha no se le conoce ni una sola migración fuera de su continente, salvedad hecha -claro está- de las que ha debido acometer por la fuerza y bien a pesar suyo. Y si los pueblos de África no han salido de su continente ni una sola vez en toda la Historia conocida, cabe deducir que en épocas anteriores en las que los desplazamientos resultaban todavía más problemáticos, las cosas habían sucedido exactamente del mismo modo.

¿No cabe tildar de delirante la hipótesis hoy al uso de que pueblos africanos colonizaron el mundo hace 100 ó 150 mil años, cuando por una parte los negros brillan por su ausencia en todo el planeta y, por otra, tenemos constancia inequívoca de que ningún pueblo de África ha salido a colonizar región alguna del orbe en los últimos diez mil años de historia medianamente conocida?

El espíritu colonizador está firmemente grabado en los genes de los pueblos más antiguos de la Tierra. Y ello como consecuencia inevitable de una tradición de migraciones y de empresas de colonización y de conquista que se ha prolongado por espacio de decenas de miles de años. ¿Alguien podría indicarme dónde se encuentra escondido ese gen viajero entre los pueblos africanos cuando sus únicas migraciones conocidas han sido aquellas que han emprendido forzados por los pueblos euroccidentales, ya fuera para nutrir el mercado de esclavos del Nuevo Mundo, ya para surtir de mano de obra barata a las opulentas naciones del Occidente de Europa? Y nótese que, en ambos casos, han sido los inquietos y endémicamente colonizadores pueblos euroccidentales -Iberos y británicos principalmente- quienes han obligado a viajar a los africanos a otros continentes. Siempre muy a pesar suyo.
En suma, que la hipótesis del poblamiento del mundo por gentes salidas de África constituye el mayor atentado del que el sentido común haya sido objeto jamás, aportándome nuevos argumentos para repetir, una vez más, mi ya clásica premonición respecto a que, en el decurso del próximo siglo, la tesis de nuestro origen africano acabará gozando del mismo crédito y respetabilidad que hoy pueda merecernos ese cuento de hadas que describe cómo los dos primeros seres humanos, Adán y Eva, fueron creados por Dios en el Paraíso Terrenal...


¿Eva negra-mitocondrial? de qué va eso.

Mark Sonkerin, antropólogo de la Universidad de Pennsylvania que participó en la elaboración de la teoría de la Eva Negra, tuvo que acabar reconociendo que no existen pruebas que demuestren de forma concluyente que el origen de nuestro primer antepasado común estuviera en África. Y en la misma línea revisionista, Allen Templeton, antropólogo de la Universidad de St. Louis, en Missouri, admitiría que no hay datos que avalen una invasión del homo sapiens desde África, con posterior expansión por el resto de los continentes. En suma que, como reconocen quienes han elaborado el guión científico de la película La odisea de la especie y como prueba el hallazgo de tres individuos etíopes que hace 150.000 años ya eran idénticos a los actuales habitantes de África, probándose con ello que el resto de la Humanidad no ha podido derivarse de ellos, resulta cada vez más patente que, como clarividentemente escribieran Eugene Harris y Jode Hey, investigadores de la Universidad de New Jersey: La teoría de que África fue la cuna de todos los seres humanos, tiene sus días contados.

J.M. Ribero-Meneses (Historiador).

Pues de que todos tenemos un ancestro común que por el seguimiento genético de determinadas mutaciones en las mitocondrias nos llevan a la conclusión de que todos provenimos de África. Si como dicen Eva "nació" hace 143.000 años y Adán hace 59.000 años, tuvo que ser una reconciliación cósmica la que hubo tras 84.000 años de separación. Está de moda el estudio de la población a través de la genética. Ahora se pretende trazar el camino del hombre sobre el planeta mediante el correspondiente "estudio genético" del que derivar las conclusiones que "ya conocemos" . Veamos en que se basan los sesudos estudios (Wilson, Cavalli-Sforza, etc.) que dieron origen al mito de Eva negra y otros estudios actuales basados en las mismas premisas, el ADN mitocondrial y los siguientes axiomas (mandamientos):

1. Las mitocondrias son la "central de energía" de la célula.


Las mitocondrias, como todo en la vida, tienen varias funciones dentro de la célula y esta es una de ellas. Otra, por ejemplo, Sandín: "El ADN mitocondrial participa en procesos tan importantes como el control de la apoptosis (muerte celular programada) fundamental, por ejemplo en el desarrollo embrionario."

2. El ADN mitocondrial se transmite Sólo por vía materna.

Está desmentida dicha exclusividad al comprobarse la transmisión de enfermedades de éste origen por parte del padre. The New England Journal of Medicine (2002):"Marianne Schwartz y John Vissing, del Departamento de Genética Clínica del Hospital Universitario Rigs, en Copenhague, han recogido el caso de un hombre de 28 años con miopatía mitocondrial asociada a una delección 2 bp del Adn mitocondrial en el gen ND2, que codifica una subunidad del complejo enzimático l de la mitocondria de la cadena respiratoria. Han determinado que la mutación en el ADN mitocondrial es paterna y que supone el 90% del ADN mitocondrial del músculo del paciente." Mientras no se conozca en qué porcentaje hay transmisión de ADN paterno, que en principio no tiene porqué causar enfermedad y por tanto no detectable clínicamente, como en el caso citado, no se podrá "ajustar" la fiabilidad de este método.

3. Existe un reloj biológico con un tic-tac prácticamente inmutable.

Rodríguez-Trelles et al.: "Las tres proteínas (objeto del estudio) evolucionan erráticamente en el tiempo y entre los linajes; Los patrones erráticos de aceleración y deceleración difieren de locus a locus. La constacion de estos hechos ha sacado a la luz la cuestión de cuán real es el reloj molecular o, más aún, si existen los relojes moleculares." Nei: "el ritmo de variación del ADN mitocondrial por sí mismo no tiene mucho que ver con el lugar de origen de una especie. El árbol filogenético (a partir del ADN mitocondrial) está sujeto a enormes errores estocásticos" En otras palabras, se pueden producir acontecimientos fortuitos que si no se detectan pueden alterar la imagen general.

4. Las Mutaciones o cambios que marcan dicho reloj son neutras, o sea, no impiden la viabilidad de la descendencia.

O simplemente no aportan ventajas evolutivas, ya que la mayor parte de las diferencias genéticas entre poblaciones si pueden ser selectivamente neutras. Uno de los problemas de la biología evolutiva está en establecer si un determinado alelo o carácter fenotípico tiene alguna significación biológica. El ADN mitocondrial participa, entre otras cosas, en el desarrollo embrionario. Cualquier mutación/modificación actúa de forma directa (y normalmente perversa) en el desarrollo del futuro ser, ello descalifica su supuesta neutralidad, pues en la mayoría de los casos lo hará inviable. En otros casos sobrevivirá con graves taras, incluidas enfermedades neurológicas. Commoner: "La cantidad de genes no alcanza para explicar nuestra estructura hereditaria. La cómoda correspondencia gen-rasgo heredado, crucial para la ingeniería genética, es falsa. El ADN no crea vida, la vida es la que crea al ADN. El ADN es un mecanismo de la célula para guardar información."

5. A mayor número de mutaciones Acumuladas mayor tiempo transcurrido desde la separación de las poblaciones.

Este criterio se basa en el presupuesto de la evolución: "la acumulación de mutaciones puntuales conduce a un punto en que aparecen dos especies." Puede dar lugar a una "demostración" circular, obtengo el resultado buscado en base a un razonamiento que de partida ya incluye la solución.

6. Una mayor variabilidad en los tipos del ADN mitocondrial refleja una mayor antigüedad y, por tanto que han sido los primeros en evolucionar (la raíz)

Una mayor variabilidad entre individuos de una misma tipología indica sólo eso, que hay una mayor variabilidad entre los mismos.Al compararla con la correspondiente a otros grupos humanos nos encontramos con la sorpresa de que la misma es mayor entre dichos grupos que entre la totalidad.

Roger Lewin: "el ritmo de divergencia calculado es demasiado elevado, dando una fecha demasiado reciente para el origen del hombre moderno".

7. La historia genética que nos cuentan las mitocondrias es Equivalente a la del árbol genealógico.


Los conocimientos aportados por la genética de poblaciones asumen que las diferencias entre poblaciones son consecuencia de la selección de aquellos alelos que mejoran la adaptación de los individuos que los portan, lo que presupone encontrar en las poblaciones un alto grado de homozigosis. Estudios posteriores muestran la gran variabilidad alélica en las poblaciones, y por tanto, la dificultad de entender su ventaja selectiva. En la reproducción, el ADN mitocondrial se propaga, no se recombina. Si se transmite exclusivamente por vía materna, la consecuencia es que el potencial de deriva genética -pérdida accidental de líneas- es grande: algún ADN mitocondrial desaparece cada vez que una generación no deja descendencia femenina. De igual forma en los estudios genéticos basados en el cromosoma Y dicha pérdida accidental también es grande, desaparece cada vez que una generación no deja descendencia masculina. La situación es similar a la que se da en la pérdida de un apellido por interrupción de la línea masculina de descendencia. La genealogía la retrotraemos hacia nuestros ancestros en una cadena ininterrumpida, pero muchas ramas de ese árbol han desaparecido durante la historia. Esa es la única analogía, pero no implica que sean equivalentes. David Morrison: "El árbol de la vida de Carl Woese (Archaea, Bacteria y Eucaria + ?virus) puede aportar nuevas y ricas percepciones acerca de la evolución, pero hay que recordar que sólo muestra las relaciones genéticas entre especies existentes hoy en día. No hay especies extinguidas en este árbol de la vida. Podemos aprender quienes son nuestros parientes, pero no necesariamente como hemos llegado al punto en que nos encontramos en la actualidad."

8. Los datos han sido explicados correctamente.

Para analizar los datos se emplean gráficos y tratamiento estadístico de los mismos, resultando una clasificación cladística/árboles parsimoniosos. De la misma se "escoge" el más adecuado y se interpreta. Sin comentarios.
Estamos en el momento en que la actual acumulación de datos nos desborda, necesitamos un Kepler genético que de forma definitiva demuestre que la Tierra no es el centro del universo.

Mandato de la UNESCO y del Consejo Internacional para la Ciencia: "El pensamiento científico consiste, esencialmente, en saber examinar los problemas desde diferentes ángulos, y en investigar las explicaciones de los fenómenos naturales y esenciales, sometiéndolos constantemente a un análisis crítico.

La Tauromaquia y el Flamenco Invenciones Gitanas

La Tauromaquia

El traje de toreo fue una copia de los trajes gitanos, en cuadros y representaciones de gitanos de los siglos XVIII y XIX se les representa con un traje igual al traje que lucen actual los toreros. Las últimas reglamentaciones del toreo que se hicieron a principios del siglo XX obligaban a todos los toreros a ir con un traje de origen gitano.

Escrito por la Gitana Marina José Díaz:

“El “arte” de torear es un arte gitano. El estilo en el toreo tiene una auténtica solera flamenca, y han sido por regla general los toreros gitanos los que mejor han sabido imprimirle esta calidad. El toreo tiene mucho de baile, y no se crea que con esto quiero hacer un “chiste”, ya que el baile español no es sólo movimiento; el flamenco sobre todo está lleno de actitudes estáticas.

A la zapatilla de un torero, cuando cita al toro, para arrancarle un redoble a la arena, sólo le falta tener tacón; cualquier observador podrá descubrir, en sus evoluciones, actitudes y hasta en el ritmo que el torero imprime al toro, mil cosas del baile español. Con ellas podría muy bien componerse un baile completo.

La tradición de raza, la tragedia y el riesgo existen dentro del arte “jondo”, así como en las toradas. Eso ayuda a comprender la tradición de las toradas, aunque difícil sea comprender la muerte del toro, aunque difícil sea comprender la muerte para cada uno de los seres vivientes.”


El Flamenco

El flamenco es el canto desgarrado de los moriscos campesinos sin tierra que recogieron los gitanos en las cuevas y en las fraguas, También tiene influjo de músicas populares barrocas y un constante contacto con las músicas hispanoamericanas (con componente "afro"), pues no en vano el fandango, que es el primer "flamenco" que se conoce, es el padre del joropo llanero, de la marinera peruana (Ésta a su vez de la cueca chilena) y etc. Asimismo, el "fondo musical" del flamenco tiene cierto "parentesco" con la copla, el tango argentino y hasta con el fado portugués. Es más, el "pre-flamenco" del Filló o Juan Breva se parecería mucho más a la copla que al actual flamenco.

El Origen de los Homos




El proyecto MK-Ultra puede parecer una teoría Conspiranoica a primera vista, pero resulta que los documentos que acreditan la investigación de una bomba de hormonas para reducir la belicosidad enemiga convirtiéndoles en homosexuales, ya han sido desclasificados (y, de paso, tildados de metedura de pata científica por los mass-media).

Alen Ginsberg, no sólo activista homosexual, sino promotor de la pederastia y miembro de NAMBLA (North American Man Boy Love Asociation):

Larry Kramer, cofundador de "Act Up", una organización activista de maricas sidosos y cofundador de Gay Men's Health Crisis:

Alan Klein, cofundador de "Atc Up", cofundador de Queer Nation, director nacional de comunicaciones y portavoz de Gay & Lesbian Alliance Against Defamation (GLAAD), así como copromotor de la campaña multimedia STOPDRLAURA.COM.

Arnie Kantrowitz, cofundador de Gay and Lesbian Alliance Against Defamation (GLAAD).

Jonathan D. Katz, fundador y director del Harvey Milk Institute, el mayot instituto del mundo para estudios homosexuales, activista político homosexual y cofundador de Queer Nation (hombre clave en San Francisco):

Harvey Fierstein, actor de cine y conocido activista homosexual:

Moisés Kaufman, dramaturgo y director de cine:

Israel Fishman, fundador del Gay Liberation Caucus en 1970, ahora conocido como Gay, Lesbian, Bisexual, and Transgendered Round Table of the American Library Association, la primera asociación profesional de homosexuales:

Bella Abzug y Edward Koch, ambos judíos, los primeros miembros de la U.S. House of Representatives en introducir una legislación que prohíbe la discriminación por motivos de orientación sexual:

Winnie Stachelberg, director político de la Human Rights Campaign (HRC):

Michael S. Aronowitz, político de NY:

Tony Kushner, activista gay y dramaturgo:

Meg Moritz, directora y miembro del comité ejecutivo de GLAAD:

Barbara Raab, productora de NBC-TV:

David Goodstein, propietario de la revista gay The Advocate [1975-1985], cofundador del National Gay Rights Lobby:

Kevin Koffler, editor jefe de la revista gay Genre:

Judy Wieder, editora jefa de la revista gay The Advocate:

Barney Frank, miembro del Congreso de U.S., ayudó a crear las políticas de empleo no discriminatorias en todas las agencias federales:

Jennifer Einhorn, jefa de comunicación de GLAAD:

Evan Wolfson, alto cargo de Lambda Legal Defense and Education Fund y director ejecutivo de Freedom to Marry:

Kathy Levinson, trabaja en la directiva de PlanetOut y NGLTF:

Leslie Feinberg, de la patronal americana, activista transexual y autor (o autora) de Transgender Warriors: Making History from Joan of Arc to RuPaul:

Roberta Achtenberg, designada por Clinton en 1993 como Assistant Secretary for Fair Housing and Equal Opportunity:

Richard Goldstein, escritor del Village Voice sobre cultura gay y política:

Y la lista continúa:

Charles Kaiser [?] -- author & founding member of National Lesbian and Gay Journalists Association [NLGJA].

Alison Bechdel [?] -- cartoonist creator and author of the bi-weekly comic strip "Dykes to Watch Out For."

Garrett Glaser -- National Lesbian and Gay Journalists Association [NLGJA] national board member.

Ronald Gold -- reporter for Variety; a leader in the fight to overturn the American Psychiatric Association's policy that homosexuality is an illness.

Magnus Hirschfeld [d. 1935], early gay rights activist in Germany; founded one of the first gay rights organizations, the Scientific Humanitarian Committee; coined the term "transvestism"; fled Nazi Germany.

Fred Hochberg -- deputy administrator, U.S. Small Business Administration; co-chair of the Human Rights Campaign [HRC].

Michael Berman -- member, Human Rights Campaign Board of Directors.

Mitchell Gold -- HRC Board

Marty Lieberman -- HRC Board

Andy Linsky -- HRC Board

Dana Perlman -- HRC Board

Abby Rubenfeld -- HRC Board

Andrew Tobias -- HRC Board

Lara Schwartz -- Senior Counsel, HRC Heather Wellman -- HRC Field Coordinator

Dan Furmansky -- HRC Senior Field Organizer, West

Sally Green -- HRC Associate Field Director

Rick Rosendall [?] -- President, Gay & Lesbian Activists Alliance of Washington, DC.

Kerry Lobel -- executive director of the National Gay and Lesbian Task Force.

Robin Margolis, American coordinator of the Bi Women's Cultural Alliance and author [Bisexuality: A Practical Guide].

Nancy Alpert [?] -- Treasurer, GLAAD

Judy Gluckstern -- Board of Directors, GLAAD.

Stephen M. Jacoby -- Board of Directors, GLAAD.

Matt Riklin -- Board, GLAAD

Carol Rosenfeld -- Board, GLAAD.

William Weinberger -- Board, GLAAD

Tanya Wexler -- Board, GLAAD.

David Huebner -- GLAAD Counsel.

Ron Schlittler -- Director of Field & Policy, Parents and Friends of Lesbians and Gays [PFLAG].

Craig Ziskin -- Deputy Director of Development, PFLAG.

Debra Weill -- Senior Field & Policy Coordinator, PFLAG.

Dody Goldstein -- Board of Directors, PFLAG.

David Horowitz -- Board of Directors, PFLAG.

Shawn Frank -- Board of Directors, PFLAG.

Leon Weinstein -- Chair, Nominating Committee, PFLAG.

Kate Kendell [?], National Center for Lesbian Rights.

Gayle Rubin -- lesbian author/activist.

Hilary Rosen -- a founding member of the Gay and Lesbian Victory Fund; former board co-chair of the Human Rights Campaign.

Roz Richter, American attorney and activist.

Bob Kunst -- long-time activist in gay and Jewish causes."Gay, Lesbian & Straight Education Network" [GLSEN]. Board co-chairs:

Marty Seldman, president "National Gay & Lesbian Task Force" [NGLTF]. Board co-chairs: .....

Rachel Rosen in Santa Fe, N.M

Dave Fleischer -- Director of Training [political training], NGLTF. Craig Hoffman -- Board of Directors, NGLTF.

Beth Zemsky -- Board, NGLTF. Marsha C. Botzer -- Treasurer, NGLTF.

Jeff Levi -- first, Levi was NGTF's lobbyist, early 1980s [NGTF became NGLTF in 1985]. Later, he was NGLTF executive director.

Bill Rubenstein, J.D. '86, developed the ACLU Lesbian and Gay Rights Project

Martin Duberman -- author/historian; founded the Center for Lesbian and Gay Studies at the City University of New York.

Ben Schatz '81, J.D. '85, is executive director of the Gay and Lesbian Medical Foundation.

Kevin Schaub, American; Executive Director and Dean of the Harvey Milk Institute in San Francisco, the world's largest center for queer studies.

Sarah Schulman [1958- ], American playwright, novelist, and activist [one of the founders of the Lesbian Avengers, a direct-action lesbian rights organization].

Susan Spielman -- principal/head of Common Ground, an education/consulting firm specializing in workplace sexual orientation education; her company has worked with hundreds of U.S. organizations, helping them to implement domestic partner benefits plans; co-author of the book Straight Talk About Gays in the Workplace.

Gertrude Stein -- wrote the first openly lesbian novel, "Q.E.D.," in 1903, but it was only published posthumously in 1950.

Rikki Streicher (1925-1994), American activist and businesswoman.

Michael Goff -- founded Out magazine in 1992.

Paulette Goodman -- founder of local chapter [Washington D.C.] of PFLAG and served as President of the National PFLAG organization from 1988-1992.

Jeffrey Newman, American, president and COO of the Gay Financial Network; president and CEO of out.com.

Jim Levin -- New York gay historian.

Barrett Brick -- GLAA [Gay and Lesbian Activists Alliance] Treasurer.

Robin Tyler -- American comedian [born Arlene Chernick] who was the first openly gay comic in North America; Tyler is also an activist who was the stage producer for the first three gay marches on Washington and the national protest coordinator for the "Stop Dr. Laura" campaign; she produces women's comedy and music festivals, and operates a lesbian travel-tour company.

Dr. Bruce Voeller [1935?-1994] [?] American gay rights activist, molecular biologist, physiologist, and AIDS researcher (pioneer in the use of nonoxynol-9 as a spermicide); cofounder and first executive director of the National Gay Task Force; creator of the Mariposa Foundation [an AIDS prevention research organization].

Mark Elderkin [?] -- co-founded Gay.com.

Leroy Aarons -- American professor, journalist, and founder of the National Gay and Lesbian Journalists Association (1990).

Dr. Donald I. Abrams -- American physician, HIV expert, medical marijuana researcher, and past president of the Gay and Lesbian Medical Association.

Johnny Abush (1952-2000) -- [Canadian]; archivist of the International Jewish GBLT Archives.

Miriam Ben-Shalom [1948- ], American Army Reserves drill sergeant and gay activist; in 1986 she won a ten-year legal battle with the Reserves when a court ordered her reinstatement; founder of the Gay, Lesbian, and Bisexual Veterans Association [GLBVA] in 1990, serving as its first president.

Larry Brinkin, American gay activist who brought the first domestic partnership lawsuit [against Southern Pacific Railroad, 1982].

Rob Eichberg, American psychologist, co-creator of National Coming Out Day [October 11th].

Scott Evertz, American; in April 2001, President Bush appointed him to serve as the Director of the White House Office of National AIDS Policy [ONAP].

Gene Falk [?, Jewish name], American business executive; Senior Vice President of the Showtime Digital Media Group; part of the team that launched and marketed the U.S. TV series Queer as Folk; Chair of the Board of Directors of the Gay and Lesbian Alliance Against Defamation [GLAAD].

Surina Kahn -- American lesbian activist.

Larry Kessler -- founding director in 1983 of the AIDS Action Committee of Massachusetts, the largest AIDS support organization in New England.

Judith Light -- actress, activist for gay causes.

David Mixner -- gay activist, political consultant; co-founder of the Municipal Elections Committee of Los Angeles [MECLA], a group of wealthy gays and lesbians who became influential in local politics; president Bill Clinton's Special Liaison to the Gay-Lesbian Community.

Dan Savage -- American author of gay-themed books [The Kid: What Happened After My Boyfriend and I Decided to Go Get Pregnant; Skipping Towards Gomorrah: The Seven Deadly Sins and the Pursuit of Happiness in America] and gay-themed- sex-advice columnist [Savage Love].

Susan Schuman, American executive vice-president and general manager of the Planet Out gay and lesbian online service.

Scott Seomin, American entertainment media coordinator for the Gay & Lesbian Alliance Against Defamation [GLAAD].

Jay Guy Nassberg -- founder and coordinator of the Lavender Healing Network; a former gay activist with the New York chapter of the Gay Liberation Front.

David Sine [?] -- American CEO of C1TV, the first U.S. gay and lesbian cable TV network.

Rex Wockner -- longtime gay, American journalist who has reported news for the gay press since 1985.

Jack Fritscher -- became Editor in Chief of Drummer gay magazine [1977].



¿Es la homosexualidad una actividad normal? (Edward Fields)

Con este título ha publicado el doctor Edward Fields, director de la conocida re*vista Nacionalsocialista norteamericana "The Truth at Last", un documentado folleto sobre el movimien*to de los grupos homosexuales cuyas acti*vidades han llegado a alcanzar una gran notoriedad en su país - y, en general en todo el mundo -, contando, además, con notables protecciones desde las cimas del Poder. Con relación al texto que seguidamen*te publicamos deberíamos añadir la cono*cida frase de que "puede herir la sensibili*dad de nuestros lectores". Se trata de un trabajo totalmente contrario a la línea que intentamos seguir de ofrecer información poco conocida o incluso "sensacionalista" pero a través de un lenguaje correcto. Al abordar el presente texto cabían varias al*ternativas: No publicarlo, censurarlo o po*nerlo tal como fue escrito y nos hemos in*clinado por la última. El motivo por el cual hemos creído in*teresante la publicación de este trabajo, es la permanente propaganda unidireccional del tema del homosexualismo. "La Vanguardia" del 30 de noviembre de 1994 publicaba una en*cuesta realizada por el Centro de Investi*gaciones Sociológicas según la cual el 53,4% de los encuestados consideraba que las parejas de homosexuales deberían te*ner los mismos derechos en todos los sen*tidos que las parejas formadas por hombre y mujer, mientras que el 32,9% apoyaba el derecho de las parejas homosexuales a adoptar hijos. He aquí la transcripción literal de este estudio:

"Gays en el ejército"

"Derechos gays"

"Están en todas partes y son como nosotros"

Tal es la línea promocionada por la prensa liberal. ¿Es buena la actividad ho*mosexual para las fuerzas armadas, las es*cuelas y la sociedad?. ¿Es su estilo de vida tan respetable como una relación heterose*xual?. La prensa, las universidades, los polí*ticos e incluso algunas iglesias están promoviendo, voceando como cotorras, que la homosexualidad no es diferente que la unión entre un hombre y una mujer. Los detalles y consecuencias gráficas de las prácticas homosexuales han sido suprimi*dos en toda discusión y debate, incluso en los del Congreso sobre la conveniencia de permitirles la entrada en el ejército. ¿Cuá*les son los peligros que los homosexuales y sus prácticas conllevan?. El Sida llegó a convertirse en una pan*demia a través de las actividades sexuales de los Gays y a partir de ellos se extendió a otros segmentos de la población. Si no fuera por los homosexuales, esta plaga no se hubiera expandido por América y Euro*pa, tal como se ha desarrollado sobre todo con sus extrañas e insanas prácticas se*xuales. Los Gays bisexuales y los Gays drogadictos están infectando con el Sida a la población heterosexual. Todas las prue*bas demuestran que esta enfermedad está, ya, fuera del control humano. A pesar de esta plaga, los sedicentes liberales mantienen que no hay diferencia entre el sexo heterosexual y el homosexual. Para evitar escandalizar a la gente normal sobre la manera en que esta enfermedad es desarrollada entre los homosexuales, la prensa, simplemente, omite detallar sus abominables prácticas.

1) Sexo oral: Es practicado por todos los homosexuales. En muchos de tales ac*tos, ingieren semen. El semen contiene los mismos gérmenes que están en el sistema sanguíneo. En consecuencia, consumir se*men plantea el mismo riesgo para la salud, como seria el consumo de sangre humana.

2) Sexo anal: Es practicado por el 90% de los homosexuales y dos tercios partici*pan regularmente según el estudio de Co*rey y Holmes. El grupo estudiado tuvo un porcentaje de 110 diferentes participantes sexuales y 68 "relaciones" rectales anua*les. Durante la "relación" anal, el recto se convierte en un recipiente mezclador de sa*liva, heces fecales, semen y todos los gérmenes procedentes de tales fuentes. Como la pared rectal tiene tan sólo el espesor de una célula, el desgarro de la pared anal ocurre con frecuencia permitiendo el acce*so directo de tales contaminantes a la co*rriente sanguínea. Esto puede ser, también, consecuencia de la transmisión de la hepa*titis B, otra terrible enfermedad infecciosa que puede ser fácilmente contagiada a gente inocente a través de los servicios de la alimentación, como camareros y cocineros, una ocupación favorita de los homosexua*les.

3) "Fisting" es la práctica homosexual que consiste en introducir la mano y/o el brazo dentro del ano. En el retorcido tipo de sexo practicado por los homosexuales, se utilizan varios "juguetes sexuales", así como botellas, zanahorias, pepinos e inclu*so jerbos (pequeños mamíferos roedores) vivos. En las grandes ciudades, donde los homosexuales tienen a congregarse, muy frecuentemente los médicos de emergencia son requeridos para extraer tales objetos de sus rectos. No es raro que los daños causados sean difícilmente reparados por la cirugía. Algunos resultan tan tremenda*mente dañados que se ven obligados a usar bolsas colostómicas el resto de sus vidas.

4) Sexo fecal: Es practicado por el 80% de los Gays. Lamen o introducen sus len*guas en los anos de sus "copartícipes" e ingieren heces. La mitad de ellos admiten la práctica de tan repulsivos hábitos de ma*nera regular. El Doctor John Elford, de Lon*dres, en su estudio llevado a cabo en 1991 descubrió que los homosexuales continua*ban con estas prácticas, que ellos llaman "rimming" (contorneo), al mismo nivel que en su anterior estudio de 1984. Esta extraña y repugnante práctica de inferir heces fecales es la causa principal de la hepatitis y de los contagios de tipo parasitario comunes entre los homosexua*les.

Según el Departamento de Sanidad Pública de San Francisco, entre el 70 y el 80% de los 75.000 casos de hepatitis re*gistrados en esa ciudad se dan entre los homosexuales. Los Centros de Control Sa*nitario redactaron un informe sobre la he*patitis entre los Gays y descubrieron que son los portadores de esa enfermedad en el 29% de los casos en Denver, del 66% en Nueva York, del 56% en Toronto, del 42% en Montreal y del 26% en Melbourne. La hepatitis es altamente contagiosa y se desarrolla en condiciones de escasa higie*ne. Mata a la mayoría de sus víctimas al destrozarles el hígado. Personas inocentes se hallan en peligro de infección hepática a través de los homosexuales que trabajan en gran número como cocineros y camare*ros en los restaurantes. Las autoridades médicas que escriben en publicaciones dedicadas a los homose*xuales llaman a la infección crónica de los Gays con variados parásitos intestinales "Síndrome Intestinal Gay". Por otra parte, la ingestión de heces es la causa de fiebres tifoideas, herpes y cáncer. Según informes médicos oficiales, el 10% de los Gays ad*miten la práctica de comer deliberada*mente heces y/o beber agua contaminada de los enemas.

5) Sexo urinario: Es practicado por el 29% de los Gays, que lo denominan "Gol*den Showers" (Duchas doradas). Consiste en beber o ser rociado con orina, una subs*tancia altamente tóxica. El consumo de ori*na puede causar, eventualmente, la muer*te.

6) Sadomasoquismo: Es un pasatiem*po para el 37% de los homosexuales. Con*siste en inflingir o recibir torturas para ob*tener un placer sexual. Muchas muertes en ciudades con una numerosa población ho*mosexual han sido atribuidas a estrangula*mientos "accidentales" u otras causas relacionadas en el curso de una sesión de sexo sadomasoquista. En San Francisco, cier*tas autoridades médicas "liberales" consi*deraron necesario impartir, a cargo de los contribuyentes, clases de sadismo y masoquismo para gays en la creencia de que impedirían o harían disminuir el nú*mero de "muertes accidentales". En tales clases se enseñaba cómo atar a un copar*tícipe sin cortar la circulación de la sangre.

7) Encuentros sexuales anónimos: Se llevan a cabo con desconocidos en urina*rios públicos. Los practican el 41% de los Gays, mientras que el 60% comete tales actos con extraños en baños públicos. En el curso de tales encuentros "de alto ries*go", un 64% admite haber usado drogas ¡legales. En un estudio llevado a cabo sobre 824 Gays "promiscuos", el Doctor Steven Morin halló que la campaña promovida por los "mass media" sobre lo que llamaban sexo seguro trajo como consecuencia reducir el promedio de 70 encuentros se*xuales anónimos, de 70 hasta 47 anuales. Un estudio de Corey y Holmes en Seattle durante 1992 descubrió que, en pro*medio, el homosexual común, en un año sodomiza a 108 varones y traga semen de 48 de ellos. Permite a 68 Gays que pene*tren su ano con el pene e ingieren heces de otros 19 "copartícipes". No es sorpren*dente que, en el período de ese estudio, el 10% contrajeran hepatitis B y otro 75 adi*cional hepatitis A.

Consecuencias medicas de la actividad homosexual

Las mencionadas actividades, promís*cuas e insanas, son la causa de que el 78% de los Gays contraiga enfermedades trans*mitidas sexualmente. Dependiendo de la ciudad, entre un 39% y un 59% han sido infectados con parásitos intestinales tales como lombrices, gusanos y amebas. Tal tipo de infecciones son generalmente difun*didas sólamente en las atrasadas naciones del Tercer Mundo, donde se esparcen so*bre todo por la suciedad y la ignorancia. La antinatural actividad de los Gays es la única razón de que tan recientemente como en 1992, el 83% del total de casos de Sida en los Estados Unidos se daba entre los varones Homosexuales y Bise*xuales. Los varones bisexuales son el principal vector de transmisión de esta malig*na enfermedad en la comunidad heterose*xual, a través de una normal actividad he*terosexual con una desafortunada hembra que, más tarde podrá, a su vez, contagiar esa plaga a su prole o a otros hombres. A pesar de que cualquier persona puede re*sultar contagiada por el Sida - especialmen*te si es drogadicta - el sexo Gay es como jugar a la ruleta rusa pues el daño inflingido al cuerpo en el curso de tal actividad ayu*dará indudablemente a la proliferación del virus.

Es difícil (aunque no imposible) que los homosexuales transmitan el Sida a gente inocente por contacto no sexual, pero sí es, en cambio, muy fácil, que transmitan otros repulsivas enfermedades. La conocida pre*ferencia de muchos homosexuales de em*plearse como cocineros, camareros y en*fermeros debiera ser motivo de preocupación. La hepatitis, la tuberculosis, los parásitos intestinales y otras enferme*dades pueden ser contraídas a través de personas infectadas que manejen alimen*tos o, incluso, que se hallen a proximidad de los mismos. En vez de impedir a tales personas el contacto con alimentos o con pacientes de hospitales, la muy prohomo*sexual Administración Clinton ha promulga*do leyes que prohiben su licenciamiento e incluso su traslado de puesto de trabajo bajo el pretexto de "impedir la discrimina*ción”. La naturaleza intrínseca de la homo*sexualidad anula cualquier esfuerzo que los "liberales" que con ellos simpatizan puedan hacer para lograr que los Gays practiquen lo que llaman "sexo seguro". Los homosexuales son, por naturaleza, promiscuos y muchos de ellos disfrutan con sus orgías, con el sadomasoquismo y con el sexo anó*nimo con desconocidos.

En grandes ciudades con un contin*gente considerable de homosexuales, "lo*cales de negocios" que proveen a sus an*tinaturales antojos han surgido como setas venenosas después de una lluvia de prima*vera. Esos locales, tales como las bien co*nocidas "casas de baños Gays" y las me*nos notorias "casas de alquiler para torturas", provistas de látigos, cadenas, ju*guetes sexuales y correas de cuero para "esclavizar a un amante" son populares y respetadas en la subcultura Gay. ¡Ay del político urbano que tratare de cerrar tales locales!. Se encontraría con un cohesionado, organizado y oculto bloque de activistas militantes dispuestos a destruir su carrera política. El Doctor Cameron comparó 6.211 obituarios de 16 publicaciones homosexua*les con los de periódicos regulares en un período de 12 años. Halló que la edad pro*medio para la muerte de hombres blancos, casados es de 75 años, y para mujeres blancas casadas, 79. Esto significa que un 50% viven por encima de esa edad. En el estudio del Doctor Cameron, el promedio de duración de vida de los varones Gays es sólo de 42 años, con sólo un 9% que sobrepasan la edad de 65. Si el Sida es la causa de la muerte, el promedio de edad del deceso baja hasta los 39 años. Las lesbianas tienen un promedio de duración de vida de 45 años, y sólo un 24% sobre*pasa la edad de los 65 años.

Los Gays tienen 102 veces más posi*bilidades de ser asesinados, generalmente por otros Gays. Cometen suicidio 25 veces más a menudo y tienen un promedio de accidentes mortales de tráfico 19 veces mayor que los varones heterosexuales. Esto demuestra que hay serios problemas emocionales asociados con la homosexua*lidad. Antes de la actual era de absoluto predomino liberal, la homosexualidad fue definida como una enfermedad mental por la Asociación Psiquiátrica Americana. También es digno de ser tenido en cuenta que el 21% de las lesbianas mueren por asesinato, suicidio o accidente. Tal pro*medio es 534 veces mayor que el de las hembras blancas heterosexuales en eda*des comprendidas entre los 25 y los 44 años.

Teniendo presente las previamente mencionadas prácticas sexuales de los Gays, hallamos que muchos de los notorios asesinos masivos de reciente memoria son homosexuales. Ejemplos bien conocidos son el recientemente ejecutado John Way*ne Gacy, en Illinois, el asesino sexual y caníbal Jeffery Dahmer y el asesino de ni*ños Wayne Williams, en Atlanta. En los ca*sos de Dahmer y Gacy, los niños víctimas de esos depredadores sufrieron diabólicas torturas sexuales en sótanos de mazmorras antes de ser estrangulados, y en el caso de Dahmer, fueron comidos. Hay muchos asesinos en serie Gays en toda Norteamé*rica esperando turno para ser ejecutados.

"Sex before eight before it's too late" (Sexo antes de los ocho años antes de que sea demasiado tarde): Tal es el slogan de una nueva especie de pervertidos organi*zados: Los pedófilos. Aunque no sea muy conocido por la gente normal, debido a la ley del silencio impuesta por los "mass media", grupos militantes con nombres como "North American Man Boy Love Association" (NAMBLA) - que debe traducirse por Asociación Norteamericana proAmor Hombre - Niño y "Pedófilos Anónimos" (PAN) han emergido súbitamente para ingresar en las huestes de las corrientes Gays más acep*tadas. Lejos de ser considerado un vergon*zoso grupo marginal, NAMBLA tiene miles de miembros que celebran mítines públicos exigiendo que se ponga fin a las restriccio*nes que ponen trabas a su repulsiva con*ducta. Muchos de estos pedófilos importan pornografía infantil de países en los que tan despreciable actividad goza de la protec*ción legal de gobiernos liberales, tales como Holanda y Dinamarca.

En un reciente desfile homosexual en la ciudad de Nueva York, los miembros de NAMBLA fueron entusiásticamente vitorea*dos. Encabezados por un profesor de es*cuela pública a quien las autoridades aca*démicas habían vanamente tratado de expulsar a causa de sus confesados apeti*tos sexuales, los miembros de NAMBLA retozaron abiertamente con sus compin*ches Gays, muchos de los cuales estaban completamente desnudos, y unos y otros escupieron e hicieron gestos obscenos cuando pasaron ante la Catedral de San Patricio en la Quinta Avenida. Diversos grupos que promocionan ta*les delitos aconsejan solapadamente a sus adherentes sobre la mejor manera de ga*narse la confianza de los niños. Algunos de los métodos con los cuales estos degenerados engatusan a los niños consisten en obtener posiciones de mando, tales como maestros de escuelas, clérigos o dirigentes de los "boy scouts". No debe olvidarse que un miembro del gobierno de Clinton, la les*biana de San Francisco Roberta Achten*berg estuvo hostigando legalmente du*rante dos años a los Boy Scouts por su negativa a permitir que los homosexuales pudieran ser dirigentes de tal organización juvenil. Es evidente que los peores tipos de pervertidos cuentan con poderosos aliados.

Como los homosexuales no se repro*ducen, deben reclutar a los jóvenes para nutrir sus filas. A pesar de que pueda haber una discutible evidencia en el sentido de que muchos de los más afeminados homo*sexuales hayan sido genéticamente progra*mados en tal sentido, parece claro que la homosexualidad es una perversión adquirida. Los liberales que enarbolan proclama*ciones de organizaciones sanitarias para "demostrar" que "los homosexuales son normales" están haciendo un daño enorme a jóvenes inocentes que van a ser objeto de seducción por parte de los Gays. Los poderes mediáticos no cesan de ridiculizar los esfuerzos de los ciudadanos decentes para proteger a sus hijos contra esos depredadores y sólo, muy de vez en cuando, denuncian las actividades aisladas de algunos depravados que "molestan" a los niños. Uno estaría tentado de decir que los dirigentes de los "mass media" están protegiendo deliberadamente a grupos como el NAMBLA.

En el curso de toda la Historia, com*probamos que cuando los homosexuales salen de sus guaridas para hacer gala de su aberrante estilo de vida ante la gente normal, esa sociedad se halla en un estado de acelerada decadencia. Todas las civilizaciones son obra de heterosexuales. Cuando las civilizaciones llegan al punto en que los hombres ya no son constructores, guerreros y padres, el cáncer de la homosexualidad hace su apa*ricición. La vida muelle facilita la eclosión de esta degeneración. Grecia y Roma fue*ron dos grandes civilizaciones antiguas que se hundieron debido, en parte, al afemina*miento y a la homosexualidad. Los verdaderos patriotas deben con*denar la homosexualidad como una ame*naza contra la familia y contra la misma nación. Los homosexuales cuentan con el apoyo de la minoría constituida por la coa*lición liberal que odia al auténtico, que siempre se ha opuesto incondicionalmente a sus aberra*ciones.

En vez de apoyar a la familia como el fundamento de una sociedad sana, nuestro corrupto gobierno actúa como un alcahuete en favor de los degenerados Gays. La pren*sa liberal y la Administración Clinton alien*tan a los homosexuales al prometerles la concesión de derechos especiales. A pesar de que es demasiado pronto para determinar el resultado final, el creci*miento sin precedentes de la pandemia del Sida, que cercena las vidas de los Gays como una gigantesca hoz, podría ser -y probablemente lo será- su definitivo vere*dicto de desaparición. A medida que el nú*mero de muertes originadas por esta enfer*medad va aumentando, incluso sus amigos empezarán a rehuirlos como los propaga*dores de la terrible enfermedad que, en rea*lidad, son. En conclusión, hay que responder re*almente a una gran pregunta concerniente a la homosexualidad: ¿Es normal?. Tras examinar el nauseabundo expediente de sus prácticas sexuales y el mortal peligro en que ponen a los inocentes, debemos concluir que no es normal y que, por con*siguiente, es una perversión, que de*bería ser erradicada de una sociedad sana por todos los medios y para siempre.


Respondiendo los Argumentos "Científicos" del Movimiento Homosexual


En su esfuerzo por dar a la homosexualidad todas las apariencias de normalidad, el movimiento homosexual se ha vuelto hacia la ciencia, intentando probar tres premisas mayores:
  • 1. la homosexualidad es genética o innata;
  • 2. la homosexualidad es irreversible;
  • 3. una vez que hay animales que tienen vida sexual con otros del mismo sexo, esto es natural.

Los medios de comunicación de izquierda han sido bien solícitos en anticipar el veredicto de la comunidad científica y difundir la falsa impresión de que la ciencia valida la homosexualidad. La evidencia no podía ser más contraria.

"¡Yo nací de esa forma!"


El argumento de que los homosexuales "nacieron de esa forma" o de que "está en los genes" condujo a la búsqueda del gen homosexual. Tres proyectos de investigación han sido comúnmente mal interpretados para apoyar esa conclusión, en especial las del Dr. Simon LeVay, Drs. J. Michael Bailey y Richard C. Pillard, y el Dr. Dean Hamer.

La Asociación Médica Católica resume los hechos en Homosexualidad y Esperanza:
  • Varios investigadores han tratado de encontrar una causa biológica para la atracción entre seres del mismo sexo. Los medios de comunicación han promovido la idea de que un "gen gay" ya ha sido descubierto… pero, a pesar de varios intentos, ninguno de los muy difundidos estudios… ha sido científicamente demostrado. Varios autores han revisado cuidadosamente estos estudios y encontrado que, no sólo éstos no prueban la base genética para la atracción por el mismo sexo, sino que ni siquiera contienen tales declaraciones…
  • Si la atracción por el mismo sexo estuviese genéticamente determinada, entonces uno esperaría que unos gemelos sean idénticos en sus atracciones sexuales. Hay, sin embargo, numerosos informes sobre gemelos que no son idénticos en sus atracciones sexuales.

* El Estudio del Dr. Simon LeVay

La investigación del Dr. LeVay sobre el cerebro se centró en un grupo de células del hipotálamo, conocidas como INAH-3. El alegó haber encontrado "sutiles, pero significativas diferencias" entre las estructuras cerebrales de hombres homosexuales y normales. Concluyó el resumen de su estudio diciendo: "Este descubrimiento… sugiere que la orientación sexual tiene un substrato biológico."

Fue tanta y tan descabellada la especulación que siguió a la publicación de su estudio en Science Magazine que el Dr. LeVay se sintió impelido a enmendarlo. En 1993, escribió:
  • Para muchas personas, encontrar una diferencia en la estructura cerebral entre hombres homosexuales y normales equivale a probar que los homosexuales "nacieron así". Una y otra vez he sido definido como alguien que "probó que la homosexualidad es
  • genética," o algo así. No lo hice. Mis observaciones fueron hechas sólo en adultos que fueron sexualmente activos por un período considerable de tiempo. No es posible, sólo con base en mis observaciones, decir si las diferencias estructurales estaban presentes al nacer y más tarde, influenciaron a los hombres a hacerse homosexuales o normales; o eso apareció en su vida adulta, quizá como resultado de su conducta sexual de los hombres.

La insistencia del Dr. LeVay en observaciones más amplias es el punto capital de todo el problema. Explicando la investigación hecha por un profesor de neurología en la Universidad de California en Berkeley, Dr. A. Dean Byrd dice:
  • [El Profesor] Breedlove concluyó que el cerebro no es un órgano estático. Cambia y se ajusta al comportamiento, y, en el caso de este estudio, específicamente a la conducta sexual. Así, cuando alguien se empeña en un acto particular repetidamente, ciertos circuitos nerviosos en el cerebro son fortalecidos. Como el cerebro es un órgano físico, cuando estos circuitos nerviosos son fortalecidos, se reflejan en la química del cerebro. Alguien que repetidamente juega basketball tendrá un cerebro diferente de alguien que estudia técnicas aeroespaciales. Asimismo, el comportamiento de una persona homosexual probablemente produce un resultado diferente en la estructura cerebral. Estudios como el de LeVay, aunque sean concluyentes, sólo muestran lo que la ciencia ya sabe sobre el cerebro.

* El Estudio de Bailey y Pillard

El Estudio de Bailey y Pillard se centró en mellizos. Como el estudio de la Asociación Médica Católica señala, si la homosexualidad es genética, gemelos, que comparten el mismo código genético, deberían tener actitudes idénticas hacia la homosexualidad.

Sin embargo, los Drs. Bailey y Pillard no pudieron establecer esto. Su estudio probó que, cuando un gemelo era homosexual, había aproximadamente una probabilidad 50/50 de que el otro gemelo fuese también homosexual. No obstante, esta probabilidad 50/50 es más bien atribuible a la influencia de la cultura circundante y del otro gemelo.

Como el Dr. Byrd señala: "El único punto esencial que emerge de la investigación de Bailey y Pillard realmente probó que las influencias ambientales juegan un fuerte papel en el desarrollo de la homosexualidad."

* El estudio del Dr. Dean H. Hamer

Mucha gente equivocadamente cree que Dr. Dean H. Hamer descubrió el "gen gay". Su investigación del ADN se centró en una pequeña parte del cromosoma X en la posición Xq28. Después de analizar esta secuencia de ADN en cuarenta pares de hermanos homosexuales, concluyó que los mismos marcadores genéticos existían en el 83% de ellos.

Sus hallazgos fueron mal interpretados, como siendo una prueba de que la homosexualidad es genética y hereditaria. Sin embargo, como el mismo Dr. Hamer afirmó:
  • La herencia no produjo lo que originalmente esperábamos encontrar: una simple herencia Mendeliana. De hecho, nunca encontramos una sola familia en la cual la homosexualidad hubiese sido transmitida según el obvio modelo que Mendel observó en sus plantas de guisantes.

El Dr. George Rice realizó de nuevo la investigación del Dr. Hamer, pero con diferentes resultados. Esto llevó al Dr. Rice a concluir: "Nuestros datos no apoyan la presencia de un gen de amplio efecto que influencie la orientación sexual en la posición Xq28."

Neil Whitehead, un Ph.D. en bioquímica, afirmó: "la homosexualidad no es innata, no es dictada genéticamente, no es inmutable."

"¡Yo no puedo cambiar!"

Nada es más devastador para la agenda homosexual que la afirmación de que la homosexualidad puede ser curada. En realidad, si la homosexualidad es genética, dominante e irreversible, entonces nadie es responsable por los actos sexuales desviados, una vez que no pueden ser resistidos o cambiados cuando se desea.

Sin embargo, el hecho innegable es que, actuando sobre el comportamiento homosexual pasado, la terapia psicológica probó ser exitosa en disminuir, y en muchos casos aun eliminar, la atracción indeseada por el mismo sexo. Esto desconcierta a los activistas homosexuales radicales.

Por esta razón, el movimiento homosexual ostenta una marcada aversión hacia aquellos que sugerirían que la homosexualidad puede ser revertida o curada. Por ejemplo, el Dr. C. C. Tripp declaró en un debate público: "No hay una solo caso registrado de un cambio en la orientación homosexual que haya sido considerado válido por jueces externos o por análisis."

Basado en su experiencia profesional, el Dr. Lawrence Hatterer respondió:
  • Yo he "curado" a muchos homosexuales…. Cualquier otro investigador puede examinar mi trabajo porque está todo documentado en 10 años de cintas magnéticas. Muchos de estos pacientes "curados" (prefiero usar la palabra "cambiados") se han casado, tenido familias y vivido felices. Es un mito destructivo que "una vez que es homosexual, siempre lo será."

Enfrentado con la evidencia, incluso el Dr. Robert L. Spitzer, que dirigió la campaña en la Asociación Psiquiátrica Norteamericana para suprimir la homosexualidad de la lista de desórdenes psiquiátricos, cambió de opinión: "Como la mayoría de los psiquiatras, yo pensaba que el comportamiento homosexual no podía ser resistido, pues la orientación sexual no podía ser cambiada. Ahora creo que eso es falso: algunas personas pueden y hacen el cambio."

En un estudio sobre 200 ex-homosexuales, hecho el año 2001, el Dr. Spitzer encontró que la religión era una razón muy importante por la que muchos abandonaron la homosexualidad: "Las dos razones más comunes para buscar el cambio eran que vivir como un homosexual o lesbiana ya no era satisfactorio (81%) y que el comportamiento homosexual estaba reñido con la religión del participante (79%)."

Los resultados significativamente positivos de la terapia simplemente no pueden ser ignorados. La declaración Homosexualidad y Esperanza, de la Asociación Médica Católica observa:
  • Varios terapeutas han escrito extensamente sobre los resultados positivos de la terapia para la atracción homosexual. Revistas de tratamiento para las atracciones no deseadas hacia el mismo sexo muestran que es tan exitoso como el tratamiento para problemas psicológicos similares: alrededor del 30% se libera de los síntomas y otro 30% experimenta una mejoría. Relatos de algunos terapeutas han sido igualmente positivos…. Esto es sólo una muestra representativa de los terapeutas que relatan resultados exitosos en el tratamiento de personas que experimentan atracción hacia el mismo sexo.

Si la terapia para la atracción no deseada por el mismo sexo registra una tasa de éxito del 30% (y otro 30% son parcialmente curados) en la sociedad hedonista de hoy, ¿cuánto más éxito se podría esperar en una cultura verdaderamente católica que proporcione todos los elementos para la práctica de la virtud?

"Si los animales lo hacen, entonces debe ser natural"

Conscientes de la debilidad científica de sus dos primeras premisas, los activistas homosexuales a menudo usan la tercera premisa basada en el comportamiento animal.

El raciocinio que está por detrás de esta tercera premisa científica homosexual podría ser formulado así: "El comportamiento homosexual se observa en animales. Los animales siguen sus instintos de acuerdo con su naturaleza. Por tanto, la homosexualidad está de acuerdo con la naturaleza animal. Una vez que el hombre es también animal, entonces la homosexualidad debe también estar de acuerdo con la naturaleza humana."

http://es.metapedia.org/wiki/Comport...al_en_animales

* ¿El infanticidio y el canibalismo son también parte de la naturaleza humana?


Este tipo de raciocinio homosexual es insostenible. Quienes lo aplican a actos aparentemente homosexuales entre animales deben aceptar también otras formas de comportamiento animal, tales como el que los padres maten a sus descendientes, o que algunas especies se devoren entre sí, pues están de acuerdo con la naturaleza animal.

Aplicando este raciocinio al hombre (porque también es animal) forzaría a aceptar la conclusión absurda de que el infanticidio y el canibalismo están de acuerdo con la naturaleza humana.

* No existe en animales un "instinto homosexual"

Cualquiera que se ocupe de la más elemental observación animal es forzado a concluir que la "homosexualidad" animal, el infanticidio y el canibalismo son excepciones al comportamiento normal animal. En consecuencia, no se puede hablar de ellos como de instintos en la naturaleza animal. Estas formas observables y excepcionales de comportamiento animal resultan de otros factores que están más allá de los instintos normales.

* Explicando el problema: estímulos que se chocan e instintos confusos

Explicando el problema de estos comportamientos, la primera observación debe ser el hecho de que los instintos animales no están atados por el determinismo absoluto de las leyes físicas que gobiernan el mundo mineral. En varios grados, todos los seres vivos pueden adaptarse en algo a las circunstancias. Ellos responden a estímulos internos o externos.

En segundo lugar, la cognición animal es puramente sensorial, limitada a sonidos, olores, tacto, gustos e imágenes. Así, ellos no tienen la precisión y claridad de la percepción intelectual humana. Por lo tanto, no es raro que los animales confundan una sensación con otra o un objeto con otro.

Los instintos mueven un animal hacia un fin de acuerdo con su naturaleza. Sin embargo, la confianza espontánea del impulso instintivo puede sufrir modificaciones en su curso, cuando otras imágenes sensoriales, percepciones o memorias pueden entrar en juego como nuevos estímulos que afectan el comportamiento del animal. También, el conflicto de dos o más instintos puede a veces modificar el impulso original.

En el hombre, cuando dos reacciones instintivas se chocan, el intelecto determina el mejor camino a seguir, y la voluntad entonces refrena un instinto mientras estimula el otro.

Con animales, dada la ausencia de intelecto y voluntad, cuando dos impulsos instintivos chocan, prevalece aquel más favorecido por las circunstancias. Esto resulta en casos observables de "infanticidio" animal, canibalismo y "homosexualidad."

* "Infanticidio" animal


Sarah Hartwell explica que los gatos matan a sus crías como resultado de recibir señales mezcladas de sus instintos:
  • La mayoría de las gatas pueden conmutar entre "el modo de jugar" y "el modo de cazar" para no dañar a sus crías. En las gatas este desconectar del "modo de cazar" puede ser incompleto y, cuando ellas están muy excitadas con el juego, el instinto "cazador" se refuerza y ellas pueden matar a los gatitos. El instinto de caza es tan fuerte, y es tan duro desactivarlo cuando la presa está presente, que el descuartizar y aun el comer los gatitos puede seguirse…. Compare el tamaño, sonido y actividad de gatitos con el tamaño, sonido y actividad de la presa. Ambos son pequeños, tienen voces chillonas y tienen movimientos rápidos y erráticos. Todo esto dispara el comportamiento cazador. En la gata, el comportamiento maternal no siempre puede sobrepasar el comportamiento cazador y ella trata a los gatitos exactamente del mismo modo como trataría a una presa pequeña. Sus instintos están confundidos.

Canibalismo animal

A respecto del canibalismo animal la revista Iran Nature and Wildlife Magazine comenta:
  • [Un] caníbal es un animal que se alimenta de otros de su propia especie…. Alrededor de 140 especies diferentes muestran tendencias caníbales en varias situaciones. El canibalismo es más común entre vertebrados inferiores e invertebrados, a menudo debido a que el animal depredador confunde a uno de su especie con una presa. Pero también ocurre entre pájaros y mamíferos, especialmente cuando la comida es escasa.

* Comportamiento animal "homosexual"

Exactamente porque los animales carecen de razón, sus medios de expresar sus estados afectivos (temor, placer, dolor, deseo, etc.) son limitados. Los animales carecen de los ricos recursos de que el hombre dispone de adaptar su modo de hablar, mirar y hacer gestos para expresar sentimientos. En consecuencia, los animales a menudo expresan ambiguamente sus estados afectivos. Ellos piden prestadas, por así decir, las manifestaciones del instinto de reproducción para manifestar los instintos de dominio, agresividad, temor, gregarismo, etc.

Un ejemplo típico de este fenómeno puede ser visto con bonobos. Estos mamíferos de la familia de los chimpancés mantienen un comportamiento aparentemente sexual. Estas actitudes sexuales son su manera de expresar dominio, temor, aceptación y otros estados afectivos. Así, Frans B. M. de Waal, que pasó cientos de horas observando y filmando bonobos, dice:
  • Hay dos razones para creer que la actividad sexual[comportamiento] es la respuesta del bonobo para evitar conflicto. Primero, cualquier cosa, no solamente el alimento, que despierta el interés de más de un bonobo a la vez tiende a resultar en contacto sexual. Si dos bonobos se aproximan a una caja de cartón lanzada dentro de su cerca, ellos rápidamente montarán encima del otro antes de jugar con la caja. Tales situaciones conducen a riñas en la mayoría de las otras especies. Pero los bonobos son enteramente tolerantes, quizá porque ellos usan el sexo para apartar la atención y diluir la tensión.
  • Segundo, la actividad sexual de los bonobos a menudo ocurre en contextos agresivos sin relación alguna con la comida. Un macho celoso podría expulsar a otro lejos de la hembra, después de lo cual los dos machos se reúnen y realizan un frotamiento de los órganos sexuales. O después de que una hembra golpea a una cría, la madre de esta última puede embestir a la agresora, acción que es inmediatamente seguida por un frotamiento de los genitales entre las dos adultas.

Otra explicación para el comportamiento aparentemente "homosexual" entre animales es la confusión al identificar al otro sexo. Mientras más bajas sean las especies en la escala animal, más tenues y difíciles de detectar son las diferencias entre sexos, llevando a confusiones más frecuentes.

En todo caso, permanece el hecho de que, cualesquiera que sean las apariencias que el comportamiento animal "homosexual" pueda asumir, ellas no vienen de un instinto "homosexual" que sea parte de la naturaleza animal. El Dr. Antonio Pardo, Profesor de Bioética en la Universidad de Navarra, España, explica:
  • Hablando en términos precisos, la homosexualidad no existe entre animales…. Por razones de supervivencia, el instinto reproductivo entre animales es siempre dirigido hacia un individuo del sexo opuesto. Por tanto, un animal nunca puede ser homosexual como tal. Sin embargo, la interacción de otros instintos (particularmente el dominio) puede resultar en comportamiento que parezca ser homosexual. Tal comportamiento no puede ser considerado equivalente a una homosexualidad animal. Todo esto significa que el comportamiento sexual animal abarca aspectos más allá de la reproducción.

Concluyendo, la homosexualidad no es sólo contraria a la naturaleza racional del hombre, sino también a la naturaleza animal.



MITOS Y REALIDADES DE LA HOMOSEXUALIDAD:

MITO # 1

EL DIEZ POR CIENTO DE LA POBLACIÓN ES HOMOSEXUAL.

¿Ya lo había oído antes? No lo crea. Este mito se originó cuando los partidarios de la homosexualidad, comenzaron a distorsionar las referencias del famoso libro escrito por Alfred Kinsey a finales de la década de los años cuarenta, titulado Sexual Behaviour in the Human Male, o en español La Conducta Sexual Masculina (el título no es como para sentarse a leerlo libremente en un café, ¿verdad?) La idea de Kinsey era proveer una visión científica de la sexualidad humana; la homosexualidad fue sólo uno de los muchos aspectos de la sexualidad que él estudió. Lamentablemente, sus métodos de investigación se han considerado demasiados sesgados o parcializados, ya que los hombres que él investigó habían tenido más experiencias homosexuales que la población en general. De hecho, del 20 al 25 por ciento de los hombres en este estudio habían estado en la cárcel y el 5 por ciento pueden haber sido hombres prostitutos. 4 Esto es como tratar de hacer una encuesta para saber a cuántas personas les gustan los helados, yendo a una heladería y preguntándoles a los clientes si a ellos les gusta comer helados.

En su libro, Kinsey informó que “el 10 por ciento de los varones son más o menos exclusivamente homosexuales por lo menos por tres años, entre las edades de 16 a 55”. 5 Kinsey también estableció que sólo un 4 por ciento de los varones en este estudio “son exclusivamente homosexuales a través de todas su vidas, desde el momento de la adolescencia”. 6 ¿Se da cuenta de la diferencia que existe entre las dos declaraciones? Mientras Kinsey sostenía que el 10 por ciento de los hombres incursionan en conductas homosexuales, por un periodo de aproximadamente tres años de su vida, en realidad él reportó que sólo un 4 por ciento de los hombres entrevistados dijeron ser homosexuales por el resto de sus vidas. Sin embargo, por muchos años, los partidarios de la homosexualidad han citado a Kinsey, como la máxima autoridad para proclamar que el 10 por ciento de la población es en realidad homosexual. Esto es una prueba de que la gente cree lo que quiere creer.

LA REALIDAD: SÓLO DEL UNO AL TRES POR CIENTO DE LA POBLACIÓN ES HOMOSEXUAL.

Por medio de métodos de investigación, más sofisticados que los métodos de Alfred Kinsey, se ha aclarado que la cifra del 10 por ciento es totalmente falsa. Verifique la siguiente información:

En un artículo del periódico The Wall Street Journal, titulado “Los homosexuales y la falacia del 10 por ciento”, se informó que menos del 5 por ciento de los hombres y las mujeres han tenido algún contacto homosexual en su vida. No solamente hace esta declaración, sino que explica que: “no más del tres por ciento de los hombres, y considerablemente muy pocas mujeres, dicen ser bisexuales o exclusivamente homosexuales”. Estos hallazgos son el resultado de un estudio de más de 30 encuestas en los Estados Unidos, Europa y Escandinavia.

El instituto Alan Guttmacher encontró que el 2.3 por ciento de “los hombres sexualmente activos, entre los 20 y los 39 años de edad, han tenido alguna actividad sexual con personas del mismo sexo durante los últimos 10 años” y sólo el 1.1 por ciento de estos hombres dijeron ser exclusivamente homosexuales dentro de este periodo de tiempo.

Milton Diamond de la Escuela de Medicina John A. Burns, en la Universidad de Hawaii declara que inclusive recurriendo a cifras disponibles más altas, los hallazgos son solamente del “5 al 6 por ciento para los hombres y del 2 al 3 por ciento para las mujeres”. Es importante aclarar, que este estudio representó toda clase de individuos que habían participado en alguna conducta sexual con personas del mismo sexo.

Lo que es más sorprendente es que algunos individuos que se identifican como homosexuales están de acuerdo de que el mito del 10 por ciento es falso. ¿Por qué algunos continúan distorsionando los así llamados hechos, cuando la cifra del 10 por ciento, a pesar de su popularidad, no es exacta?

Jill Harris del movimiento pro homosexual ACT-Up afirma lo siguiente sobre el mito “uno de cada diez”: “Yo creo que la gente probablemente siempre supo que era un buen número que sonaba bien al decir ‘uno de cada diez’ y es realmente una forma muy buena de hacer que la gente nos acepte”.

¿POR QUÉ ES IMPORTANTE LA VERDAD?

En cuanto a la exactitud de cuántas personas son homosexuales o heterosexuales, posiblemente usted se esté preguntando: “¿Cuál es el problema?”. Éste es el problema: Cuando se dice que una de cada diez personas en una población es homosexual, algunos activistas homosexuales están promoviendo deliberadamente una mentira. Ellos le están diciendo al mundo que la homosexualidad es “normal” y que debería ser aceptada como tal. Ellos esperan que mientras más gente comience a pensar que la homosexualidad es normal, más fácilmente será aceptada su identidad por la mayoría de las personas.

Sin embargo, si usted lo piensa, este tipo de razonamiento es poco convincente. Por ejemplo, si 10 a 15 por ciento de las personas en una población sufre de alcoholismo, eso no quiere decir que aceptamos esa conducta como normal o saludable. Inclusive si el 95 por ciento de la población fuera adicta al alcohol, aun así no lo consideraríamos normal o aceptable. Tomemos otro ejemplo: la pedofilia (relaciones sexuales de adultos con niños) otra conducta sexual cuyos partidarios esperan ganar aceptación pública. Aunque usted no lo crea, existen personas que piensan que está bien tener relaciones sexuales con niños. Basados en esa lógica del mito del 10 por ciento que los homosexuales promueven, podríamos decir que mientras más gente declare abiertamente ser pedófilo, más “normal” deberíamos considerar esa conducta y más aceptación debería tener.


MITO # 2

LA PERSONA YA NACE HOMOSEXUAL.

¿Puede realmente una persona nacer homosexual? La controversia sobre este tema es enorme. Quizá muchos activistas homosexuales se aferren del mito que ya discutimos sobre el 10 por ciento; porque ellos quieren convencer a otros de que la homosexualidad es tan común, que algunas personas tienen que haber nacido homosexuales. En 1993, la respetada revista científica Science publicó un estudio de Dean Hammer, que inició el mito de “nacido homosexual” y que explotó como una bomba atómica. Hammer básicamente afirmó que la ciencia estaba “al borde de comprobar que la homosexualidad es innata, genética y por lo tanto inmutable, una variante normal de la naturaleza humana”.

Los medios de comunicación se desbocaron. Varias publicaciones de noticias y programas publicaron titulares e historias que sugerían que los científicos habían descubierto el “gen de la homosexualidad”. Claro, en letras más pequeñas, los reporteros calificaron las afirmaciones como un posible descubrimiento, porque en realidad, no hubo un descubrimiento, ¡pero lo hicieron de tal forma para que la noticia penetrara la mente del público! La gente comenzó a persuadirse.

¿Por qué es tan importante para algunos activistas homosexuales probar este asunto? Posiblemente la razón más poderosa es que: si el mundo estuviera convencido de que en realidad algunas personas nacen homosexuales, entonces algunas personas sentirían la necesidad de proteger a los homosexuales por medio del gobierno, dándole el estatus de minoría.. Poco a poco, pero a paso firme, parece que el gobierno está aceptando esta visión y le está concediendo derechos especiales a la comunidad homosexual, basados solamente en su conducta personal y no en una identidad genética.

LA REALIDAD: NO EXISTEN EVIDENCIAS QUE RESPALDEN LA IDEA DE QUE UNA PERSONA PUEDA SER HOMOSEXUAL DE NACIMIENTO.

Todos los hallazgos procedentes de los estudios sobre gemelos, de los estudios de las “conexiones” genéticas o los estudios sobre las disecciones del cerebro no han podido probar que la homosexualidad es genética. Veamos a continuación:

El doctor Charles W. Socarides, presidente de National Association for Research and Therapy of Homosexuality (Asociación Nacional para la Investigación y la Terapia de la Homosexualidad) sostiene que si los psicólogos y los ministros han tratado con éxito problemas de homosexualidad, entonces la teoría del origen genético no es confiable.

Varios investigadores encontraron fallas en el renombrado estudio del cerebro realizados por Simon LeVay en 1991, cuyo objetivo era encontrar diferencias entre los hipotálamos (una pequeña parte del cerebro) de supuestos hombres homosexuales y heterosexuales. Un investigador expresó: “Decir que este experimento es extremadamente dudoso, no es suficiente. LeVay está tratando de decirnos que él ha detectado una diferencia entre el cerebro de los homosexuales y los heterosexuales, cuando él no tiene la menor idea, de si en realidad habían heterosexuales en su grupo de estudio”.

En 1991, el psicólogo Michael Baile y el psiquiatra Richard Pillard intentaron demostrar que la homosexualidad se da más frecuentemente entre gemelos idénticos que entre gemelos fraternales. El estudio tenía una gran falla: Todos los gemelos del estudio habían crecido juntos. Uno de los errores del estudio es que los investigadores no compararon sus hallazgos, con un grupo control de gemelos criados separadamente. Si lo hubiesen hecho, habrían descubierto que hay otros factores que intervienen, por ejemplo: cómo los efectos de la dinámica familiar y de las relaciones con sus padres afectaron el desarrollo de su persona. Sin mencionar que sólo la mitad de los gemelos idénticos estudiados resultaron ser ambos homosexuales. Esto nos hace preguntar, si el estudio demostró que la homosexualidad entre los gemelos es puramente genética, entonces el cien por cien de todos los gemelos deberían haber sido homosexuales”.

En julio de 1996, cinco investigadores encabezados por Dean Hammer en el National Cancer Institute (Instituto Nacional de Cáncer) publicaron un estudio cuyo objetivo era vincular la homosexualidad en los hombres, con una región específica del cromosoma X. Pero el doctor Joseph Nicolosi, director de Thomas de Aquinas Psychological Clinic (Clínica Psicológica Thomas de Aquinas), menciona que: “La homosexualidad es mucho más compleja que una simple conducta, ya que incluye los pensamientos, los sentimientos, las fantasías, las atracciones específicas y la identidad”.

El médico Jeffrey Satinover, en su articulo: “Is There a Gay Gene?” (¿Existe un gen homosexual?) afirma: “En todo caso, no es posible saber lo que los hallazgos significan, pues es imposible que la orientación sexual sea heredada, de la misma forma que se transmite el color de los ojos”.

¿POR QUÉ ES IMPORTANTE LA VERDAD?

En la medida en que el mito de la homosexualidad es más y más aceptado por nuestro gobierno, nuestro país está siendo testigo de sus efectos. Por ejemplo, más y más países van a tratar de legalizar matrimonios entre personas del mismo sexo y esto se irá aceptando, cada vez más y con menos oposición. A los niños en edad preescolar se les está enseñando que tener dos mamás o no tener papá está muy bien; y que ser homosexual es sólo otra clase de amor.

Pronto, el currículo de enseñanza podrá incluir cursos sobre temas de homosexualidad, bisexualidad y transexualidad. Además de los fondos federales asignados para investigación sobre el SIDA, su prevención y tratamiento, que ahora son comparables con el presupuesto para la investigación del cáncer, los activistas del SIDA están haciendo otras demandas, tales como: acceso a exámenes anónimos de VIH; exámenes no obligatorios de VIH; desarrollo del programa de intercambio legal de agujas; presentación de información sobre el SIDA, a todo nivel de educación; y disponibilidad sin restricciones de métodos anticonceptivos para todas las edades.

Enfrentemos el problema: la ciencia está basada en hechos concretos... no en teorías. Por lo tanto, cuando los medios de comunicación se aferran a una teoría genética vinculada con la homosexualidad, la promueven como si fuese un hecho científico, lo cual desconcierta al público y esto no es correcto.

Aunque a ciertas conductas se les ha encontrado un origen genético, esto no implica que esas conductas son normales o correctas. Un ejemplo es el alcoholismo o la propensión a las rabietas. Aunque estas conductas han sido promovidas como de origen genético, existen pocos, si los hay, en nuestra sociedad que promoverían estas conductas como buenas, sólo porque tienen un origen genético.

MITO # 3

LAS RELACIONES HOMOSEXUALES NO SON DIFERENTES DE LAS RELACIONES HETEROSEXUALES.

Los defensores de la homosexualidad quieren mantener circulando este mito, porque ellos quieren que sus relaciones homosexuales sean consideradas, en el mismo plano que las relaciones heterosexuales. Los hombres quieren que se les permita casarse con hombres y las mujeres con mujeres. Algunos de ellos quieren adoptar niños. Y hay algunas parejas de homosexuales que se quieren sinceramente. Entonces, ¿son las relaciones homosexuales diferentes de las relaciones heterosexuales? Se va a quedar sorprendido.

La realidad: Las relaciones homosexuales entre hombres son rara vez monógamas y quienes participan en este tipo de relaciones corren el riesgo de adquirir enfermedades que ponen en peligro la vida.

La mayoría de los homosexuales tienen relaciones sexuales con una gran cantidad de diferentes individuos a lo largo de su vida. Los estudios de investigación han encontrado que en promedio, el hombre homosexual es muchísimo más promiscuo que el heterosexual.

Examine los hallazgos de uno de los estudios más extensos hechos por A.P. Bell y M.S. Weinberg:

• El 73 por ciento de los hombres homosexuales han tenido más de 100 parejas
• El 58 por ciento de los hombres homosexuales ha tenido más de 250 parejas
• El 41 por ciento de los hombres homosexuales ha tenido más de 500 parejas y
• El 26 por ciento de los hombres homosexuales ha tenido más de 1,000 parejas.

Y en otro estudio, dos investigadores homosexuales encontraron que el 73 por ciento de los hombres adultos homosexuales habían tenido relaciones sexuales con jóvenes de 19 o menores de 19 años.

¿Es acaso éste el estilo de vida de la mayoría de los hombres heterosexuales que usted conoce? Lo dudo. Cualquier hombre que haya dormido con esa cantidad de mujeres se consideraría un adicto sexual. Sin embargo, esta parece ser la norma entre todos los homosexuales. Algunos han comparado a los homosexuales con los drogadictos, ambas conductas exigen cada vez más intensidad y esfuerzos para alcanzar la misma excitación.

Así como existen individuos que les gustaría promover como un hecho comprobado, el mito de que las relaciones homosexuales no son diferentes de las relaciones heterosexuales; así también hay individuos de la comunidad homosexual que admiten que esto es falso. Andrew Sullivan, un conservador prominente, que a su vez es un autor homosexual, afirma que las parejas homosexuales se adhieren a un estándar moral muy diferente de las parejas heterosexuales. Él dice que su patrón de referencia moral es uno de “mucho más entendimiento de la necesidad de tener escapadas fuera del matrimonio”.

Dos investigadores, que declararon ser una pareja homosexual, llegaron a la conclusión de que si la pareja no está abierta a contactos sexuales fuera de la relación, la relación homosexual entre hombres rara vez perdura.

EL MITO # 4

EL SIDA ES UN RIESGO TANTO PARA LOS HETEROSEXUALES, COMO PARA LOS HOMOSEXUALES.

Claro, el SIDA es un riesgo para cualquiera que decida tener relaciones sexuales, especialmente si la persona en cuestión no es “virgen o es o fue una persona drogadicta que se inyectaba intravenosamente, o ha recibido transfusiones de sangre”. Pero ya hemos establecido que en general, los homosexuales son más promiscuos que los heterosexuales. ¿Entonces, no es más probable que los hombres homosexuales corren más riesgo que los heterosexuales, cuando se trata de contraer el SIDA? Correcto, usted acertó.

LA REALIDAD: EL RIESGO DE CONTRAER EL SIDA DE UNA SOLA RELACIÓN HETEROSEXUAL SIN NINGUNA PROTECCIÓN ES 1 EN 715.000. EL RIESGO DE CONTRAER SIDA DE UN SÓLO ACTO HOMOSEXUAL SIN NINGUNA PROTECCIÓN ES DE 1 EN 165.

¡Increíble! Aunque el SIDA se ha convertido en una enfermedad universal (de todas maneras usted está en peligro, cuando se arriesga a tener relaciones sexuales fuera del matrimonio) es indudable que la probabilidad de infectarse es mucho más elevada para los hombres homosexuales. Verifique los siguientes hechos.

Un estudio realizado en 1992 por el Center for Disease Control (Centro para el Control de Enfermedades) de los Estados Unidos reveló que aunque el 50 por ciento de los hombres homosexuales tenían más de 500 compañeros sexuales, el promedio de encuentros sexuales entre las víctimas de SIDA es de 1,100.

“Tan difícil como podría ser de entender, algunos hombres homosexuales no se protegen para tener relaciones homosexuales, porque ellos quieren contraer el VIH, o por lo menos sentirse al borde de contraerlo. El peligro puede ser erótico, incluso la amenaza de contraer una enfermedad mortal”, así lo reportó un artículo de la revista Newsweek. El artículo también hacía referencia a un estudiante, quien dijo: “Si alguien tiene el SIDA o el VIH, eso crea un halo de celebridad. Es heroico, como pelear una batalla... Cuando uno se relaciona con alguien que tiene el VIH, es como estar con alguien más importante que uno”.

Los estudios han indicado que el sistema inmunológico natural del cuerpo se debilita con la repetida exposición al semen durante la penetración anal. Por otra parte, el desgarramiento y la ruptura que puede ocurrir durante esa clase de relaciones sexuales expone al individuo a infecciones provenientes de una multiplicidad de enfermedades graves y mortales. De éstas, el SIDA es la más conocida y la más peligrosa.

Hasta junio 30 de 1993 habían sido reportados 315.930 casos de SIDA En los Estados Unidos. De estos 191.642 fueron de hombres homosexuales y bisexuales (61 por ciento de todos los casos de SIDA). El porcentaje restante de 39 por ciento era una combinación de heterosexuales, drogadictos que se inyectaban intravenosas, hemofílicos, recipientes de transfusiones de sangre, niños infectados con VIH por sus madres y otros. Esto significa que los homosexuales tienen 30 veces más probabilidad de contraer VIH.

MITO # 5

LOS HOMOSEXUALES SON PERSONAS NORMALES, GENTE SANA COMO UNO.

Es increíble como hay tanta gente que dedica su vida entera a “tenerlo todo”. Desean tener la ropa más fina, los autos más rápidos, las casas más grandes y las cuentas de banco más grandes. Lo más probable es que todo lo que ellos quieren es ser aceptados y apreciados. Los homosexuales no son diferentes. Ellos han sido heridos por el rechazo y al parecer están dispuestos a hacer todo lo necesario para ser considerados “normales”.

Pero irónicamente, la intolerancia de la sociedad no parece ser lo que está llevando a los homosexuales a comportarse de manera arriesgada o peligrosa. De hecho, este tipo de conducta tiende a existir más intensamente en sitios donde los homosexuales enfrentan menos oposición, tales como las grandes ciudades o en las universidades donde hay concentraciones de la comunidad homosexual. John Paulk, especialista en Homosexualidad y Género para Enfoque a la Familia, dice : “Por experiencia puedo decir que la promiscuidad, el abuso de drogas, el suicidio, el VIH, todos éstos comportamientos son peores en donde la homosexualidad es más aceptada”.

LA REALIDAD: MUCHOS HOMOSEXUALES TIENEN ENCUENTROS SEXUALES ANÓNIMOS Y HACEN OSTENTACIÓN DE SUS OBSESIONES SEXUALES.

Hay varias áreas donde el promedio de homosexuales difiere del promedio de los heterosexuales “comunes y corrientes”. Los hechos hablan por sí mismos. Veamos:
Richard Howe, en su informe “Homosexuality in América: Exposing the Myths”(La Homosexualidad en América: Exponiendo los Mitos), expone las mentiras promovidas por la agenda homosexual. Él escribe: “La ingeniosa y relativamente eficaz campaña de relaciones públicas esconde la realidad del estilo de vida homosexual.

Esto se puede demostrar a través de dos fuentes [indisputables]: los ex homosexuales que nos revelan lo que es el típico estilo de la vida homosexual y videos de homosexuales en ciertas reuniones públicas”.

El columnista Matt Kauffman ha investigado el fenómeno de los homosexuales que se han atrevido a abandonar la homosexualidad. Él nos dice: “El problema va más allá de la promiscuidad. Los homosexuales (hombres y mujeres) tienen más inclinación a fumar, tomar y consumir drogas ilegales, que el resto de la sociedad. Un estudio detallado publicado en la revista American Journal of Public Health (Publicación Americana de la Salud Pública) encontró que el 50 por ciento de los hombres homosexuales y el 41 por ciento de las lesbianas han usado alucinógenos tales como LSD; y el 79 por ciento de los hombres homosexuales y el 82 por ciento de las lesbianas han usado mariguana”.

Los registros recopilados en 1994 por el periódico The Wall Street Journal (El Diario de Wall Street) demuestran que los homosexuales son uno de los grupos más afluentes en los Estados Unidos, no es un grupo de “gente común”. El 60 por ciento de ellos son graduados universitarios comparados con el promedio nacional de 18 por ciento. El 49 por ciento trabajan en posiciones profesionales y de gerencia, en comparación con el promedio nacional de 16 por ciento. El 66 por ciento sale de vacaciones al exterior, comparado con el promedio nacional de 14 por ciento.

Mito: La homosexualidad siempre ha sido parte aceptada de la historia del mundo.

Eso es una ficción. La homosexualidad ha ocurrido en varias épocas de la historia del mundo y ha sido condenada como un tabú social y moral en todos los casos, excepto unos pocos. Los antropólogos declaran que solamente durante un período del Japón antiguo y en unos pocos casos de grupos especiales de tribus primitivas, ha sido la homosexualidad aprobada. El 2% de los individuos de una sociedad que practican las relaciones sexuales con personas de su mismo sexo, observan una conducta viciosa que -- hasta últimamente -- raras veces ha sido permitida, y mucho menos promovida como un estilo de vida deseable.

Mito: Los antiguos griegos practicaban la homosexualidad libremente, así como sus grandes filósofos.


Eso es incorrecto. La primera referencia a este tema es la novela del "Memorias de Adriano", escrita por una lesbiana (Marguerite Yourcenar) en el siglo XX. La suposición de que en la Grecia clásica se practicaba la homosexualidad libremente es falsa.
Durante la Edad de Oro de Atenas, la homosexualidad fue declarada contra la ley y se la castigaba severamente. A pesar de lo que eruditos con prejuicios políticos puedan decir, los escritos de Sócrates y Platón demuestran claramente que no sólo no eran homosexuales, ¡sino que estaban vehementemente opuestos a la conducta homosexual! Platón mismo fue víctima de sodomía por parte de un regente homosexual, una experiencia que él condenó como la más degradante y humillante de su vida. Más tarde escribió con respecto a la homosexualidad: "¿Quién en su sano juicio podría promulgar una ley que protegiera tal conducta?" ¡Ese era Platón!


Mito: Sólo las culturas fascistas, como la de los Nazis, se han opuesto a la homosexualidad.

La verdad es que casi todas las culturas en la historia se han opuesto a la conducta homosexual. La antigua Grecia, durante la Edad de Oro de la Filosofía, hizo de la homosexualidad un delito, y sus grandes pensadores la condenaron.

Mito: La oposición a la homosexualidad es una nueva idea inventada por los derechistas religiosos.


La oposición a la homosexualidad y su desaprobación no es nada nuevo. En realidad, precisamente lo contrario es cierto. Esa ha sido la respuesta de la humanidad a través de la historia. Cuando algunos segmentos de la sociedad de Grecia antigua comenzaron a practicarla, el gran legislador persa Hamurabi declaró con desprecio que era "una mancha de la que ningún hombre podía limpiarse." La tradición judeo-cristiana, cuyos principios fueron la base sobre la que se fundaron los Estados Unidos, ha condenado la homosexualidad como una abominación. Esto no quiere decir que los homosexuales deban ser maltratados o privados de sus derechos civiles; pero significa que nuestra cultura está de acuerdo con la tradición de todas las sociedades civilizadas cuando desaprueba la conducta homosexual o se opone a ella. Lo que es realmente nuevo es el poder sin precedentes, político y cultural, del movimiento homosexual militante. Los que desaprueban la homosexualidad nunca antes habían sido amenazados con la pérdida de su libertad simplemente por razón de sus convicciones.

Mito: Las grandes obras de la civilización occidental se deben a genios homosexuales.

Eso no es cierto. En realidad, esa afirmación fue hecha por primera vez por David Thorstad, un homosexual militante y miembro de la Asociación Norteamericana de Amor de Hombre-Niño. Como se puede ver, estaba defendiendo a los pedófilos (adultos que tienen relaciones sexuales con niños), cuando hizo esa declaración. La mayoría de los homosexuales militantes se refieren a Grecia y sus grandes filósofos cuando hacen esta declaración, pasando por alto el hecho de que Sócrates y Platón hicieron constar que no sólo eran heterosexuales, sino que se oponían vehementemente a la práctica de la homosexualidad.

Mito: A los niños en las escuelas se les debe enseñar lo que han realizado los héroes homosexuales a través de la historia.


La cuestión de la homosexualidad debe mantenerse fuera de las escuelas... totalmente. La única razón para introducir esos relatos especulativos y generalmente no probados sobre la vida sexual de figuras históricas, es el usarlos como instrumentos para predicar la aceptación de la homosexualidad. Esa es una propaganda política que no tiene razón de ser, la cual se enseña a niños impresionables, usando nuestros fondos provenientes de los impuestos. Si los padres quieren enseñar a sus niños que la homosexualidad está bien, que lo hagan en su casa. Los padres que opinan lo contrario tienen el derecho de mandar a los niños a la escuela sin el temor de que el dinero que pagan en impuestos sea usado para lavarles el cerebro, infundiéndoles ideas completamente opuestas a sus más profundas convicciones. Pensemos en esto: ¿Nos educamos oyendo hablar de la vida sexual de Abraham Lincoln o George Washington? ¿Cómo puede ser eso pertinente, a no ser que un grupo político tenga un punto ulterior que probar?
 

Que es en realidad el Anti-racismo?

La palabra "anti-racista" es una palabra en clave que en realidad significa "racista anti-blanco". Eso es lo que podemos deducir por los discursos de los "anti-racistas" (anti-blancos). Los "anti-racistas" son racistas que odian a la raza Europea, y por eso desean su extinción, y no quieren que los blancos tengamos derecho a defender nuestra identidad cultural.

Los "anti-racistas" (anti-blancos) defienden la multiculturalizacion de Europa, clamando que Europa debe ser "más diversa". Esto es un claro ejemplo de racismo anti-blanco. Porque nadie dice que China debe ser "más diversa"?

En China viven más de mil millones de personas, el 99% de ellos, chinos. En China no hay grandes cantidades de inmigrantes no-chinos, y nadie le insiste a los chinos en que deben aceptar a gente de otras culturas. Lo mismo ocurre con Corea, Japón, etc. Nadie insiste en que esos países deben llenarse con gente de razas no-mongólicas.

Japón casi no tiene inmigrantes, y los pocos inmigrantes que tiene son de otros países asiáticos, de la misma etnia que los japoneses, misma religión e idiomas similares. Nadie insiste en que esos países deben ser llenados con gente totalmente distinta en cuanto a raza, religión, lengua, etc.; y mucho menos se le dice a la gente autóctona que debe aceptarlos.

En cambio en Europa, los europeos son forzados a aceptar oleadas enormes de inmigrantes de otras razas, y con lenguas y religiones completamente distintas a las suyas.

Existen países en Africa con población 100% africana. Pero los anti-blancos no dicen que esos países deben ser más diversos.

En Sudáfrica existe mucha gente de raza europea, y frecuentemente son víctimas de crímenes de odio. Pero los anti-blancos insisten en que Africa es para los africanos. En cambio, si en Europa hacen algo contra los no-europeos, es racista.

Solamente Europa y los países fuera de esta con grandes porcentajes de descendientes de europeos, están siendo obligados a recibir grandes cantidades de personas de otras razas y asimilarse con ellos.

En Zimbawe existen leyes que permiten a un negro matar a un blanco para ocupar su granja. Pero si en Europa o algún otro país se hicieran leyes para que un blanco pueda matar a un no-blanco para robarle, sería considerado "racista" por los anti-blancos.

Seguramente los anti blancos al leer esto, me estarán comparando con Hitler. Pero apuesto a que si fuera un africano escribiendo lo mismo pero desde el punto de vista contrario, nadie me compararía con Robert Mugabe.

El líder aborigen Mick Dodson, defensor de la existencia de los pueblos amerindios, dijo "asimilación es genocidio".

Es el un racista? un indígena americano que quiere defender el derecho de su etnia a existir, no es considerado "racista" por los racistas anti-blancos. En cambio, un blanco que quiere asegurar la existencia de su pueblo, sí es tildado de racista. Eso es porque los "anti-racistas" son en realidad anti-blancos.

Seguramente muchos escribirán, en respuesta a esto, que yo no soy 100% europeo. Los anti-blancos intentan convencer a los blancos de que en realidad ellos no son blancos porque deben haberse mezclado con otras razas. En cambio, no dudan en decir que la esclavitud la iniciaron los blancos, o que los blancos conquistaron América matando indígenas, etc. Es decir, para los anti-blancos, los blancos existimos solo cuando a ellos les conviene.
Negar la existencia de otros pueblos es la peor forma de racismo. Así como China niega la existencia de los pueblos del Tíbet para así ocultar su genocidio contra ellos; los anti-blancos niegan la existencia de los blancos para negar el derecho a defender su cultura en sus propios países.

Argumentos como "todos somos mezcla de razas" no justifican para nada su racismo anti-blanco.

"Es por los crímenes del pasado" no justifica su odio contra los blancos. En ese caso, deberían también odiar a China, Japón, Turquía, y otros países, por sus crímenes contra otros pueblos.

Deberían odiar a los mapuches por sus crímenes contra los tehuelches.

Cuando un negro insulta a un blanco, y este último intenta acusarlo de racismo, los anti-blancos insisten en que "los blancos no existen, porque todos somos mezcla de razas"; en cambio, si es un blanco el que agrede a un negro, a nadie le cabe duda de quién es blanco (el agresor) y quien es negro (la victima).

Cuando les conviene, tienen problemas para distinguir razas, pero cuando quieren diferenciarlas, lo hacen muy bien.

Otro caso de racismo anti-blanco mal disimulado, es cuando clasifican el Hip-Hop, Blues y Reggae como "música negra" o como "un aporte de los negros" y a los instrumentos de percusión como "instrumentos creados por negros"; pero nadie cataloga a la música clásica como "música blanca" ni a instrumentos como el piano, la lira, el violín, etc.; como "instrumentos creados por blancos".

Los "anti-racistas" son en realidad racistas anti-blancos.

Después de leer esto, un anti-blanco reaccionará de 4 formas posibles:

1-Admitiendo ser anti-blanco.

2-Reconociendo que también desea que otros pueblos pierdan su derecho a defender su existencia y deban asimilarse con gente de otras razas.

3-Negando todo lo anterior.
4-Admitiendo que todo esto es cierto y dejar de ser anti-blanco.

Todas estas reacciones son negativas para la propaganda racista anti-blanca.

La raza blanca es solamente el 8% de la población mundial, y es una de las que tienen menor tasa de natalidad.

Solo el 2% de las mujeres del mundo son de raza blanca en edad de procrear.

Si aun así, usted se niega a aceptar que los blancos merecemos defender nuestra identidad, usted es un racista anti-blanco.

Cuando los INDIOS defienden su identidad, se le llama CULTURA.

Cuando los NEGROS defienden su identidad, se le llama ORGULLO.

Cuando los ASIÁTICOS defienden su identidad, se le llama TRADICIÓN.

Cuando los JUDÍOS defienden su identidad, se le llama HISTORIA.

Cuando los BLANCOS defienden su identidad, se le llama RACISMO!!!